Copa Libertadores

Así fue el último superclásico que se jugó bajo un diluvio

El encuentro con lluvia como el de hoy tiene un antecendente. En octubre de 2014, River y Boca también jugaron bajo una torrencial lluvia en el Monumental

sábado 10 de noviembre de 2018 - 1:03 pm

Este sábado posiblemente se juega una Superfinal única bajo una lluvia torrencial. Pero este escenario ya tuvo un antecedente. El 5 de octubre de 2014, una intensa tormenta azotó a la ciudad de Buenos Aires y el superclásico corría serios riesgos de ser suspendido. Sin embargo, el encuentro se jugó en un Monumental muy afectado por las lluvias y todo terminó en un empate.

Con zonas del campo de juego en las que la pelota claramente no rodaba, el partido tuvo un tinte titánico por como fueron los últimos minutos donde era mas corazón que piernas de ambos equipos. Abuso de pelotazos, pierna fuerte, barridas, pelotas frenadas en charcos y jugadores empapados le dieron vida a un River-Boca que terminó siendo inolvidable.

Lisandro Magallán, que será titular esta tarde en la Bombonera, de cabeza y tras una pelota parada, había puesto en ventaja al Xeneize. Cuando el partido agonizaba, apareció German Pezzella como “9” para igualar las cosas. El hoy zaguero de Fiorentina y la Selección cabeceó un centro de Ramiro Funes Mori, aprovechó un rebote de Agustín Orion y decretó el empate 1-1 a los 33 minutos del segundo tiempo.

COMENTARIOS