Alimentación

Comer afuera: cómo evitar los excesos

Si te estás cuidando y no querés hacer desastres, seguí estos consejos

domingo 11 de noviembre de 2018 - 7:36 am

Comer afuera es un momento de disfrute pero no tanto para quienes se están cuidando y les cuesta encontrar el equilibrio.

A continuación, algunos consejos para poder controlarse y evitar excesos:

Compartí. Si vas a salir con amigos y el objetivo es pasar un buen rato, ¿por qué no pedir para compartir? Comer a base de raciones puede ayudarte a controlar mejor la cantidad.

Pedí medias raciones. Cada vez más restaurantes apuestan por incluir las medias raciones en sus cartas. Esto permite probar un mayor número de platos y ayuda a medir mejor la cantidad de comida.

Comé despacio. Estás entre amigos, así que dejá el cubierto un rato al costado, disfrutá y participá en la conversación.

Cuando pidas no pienses en llevarte lo que sobre a casa. S te dicen que es mucha comida la que vas a pedir, pensá en un plan B para no acabar pidiendo más cantidad de la cuenta.

Comé algo a media tarde. No nos guardemos para la noche y así terminar devorando todo lo que hay en la mesa. Intentá tomar algún snack ligero para no llegar con el estómago vacío.

Practicá el “vamos viendo”. Uno de los errores más habituales cuando comemos fuera de casa es hacerlo con los ojos y no con el estómago. Pedí con mesura y, si te quedás con hambre, pedís más.

No te subas al carro… del típico amigo que se pide el plato más calórico de la carta. Intentá ser consecuente con lo que ibas a pedirte en un primer momento.

Apostá por las guarniciones sanas. Intentá siempre optar por lo más sano, como verduritas a la plancha o ensalada.

Evitá el postre. Una opción es compartirlo con el resto de la mesa.

Vigilá el alcohol. En comidas y cenas fuera de casa, el consumo de alcohol se dispara sin que nos demos ni cuenta. Intentá fijarte un límite de consumiciones.

Fuente: Cocinatis

COMENTARIOS