Fuera de juego

“En Argentina hay mucho careta que toma de la buena, los conozco porque yo tomaba con ellos”

Diego Maradona prendió el ventilador y habló de quienes lo critican por su pasado de adicciones. "Todos esos que hoy se inflan los bolsillos de guita están llenos de cocaína también", dijo

viernes 5 de octubre de 2018 - 12:00 pm

La adicción a la cocaína sigue siendo un tema del cual Diego Maradona sigue hablando. De hecho, el 10 de septiembre pasado, cuando fue presentado como nuevo entrenador de Dorados de Sinaloa, el “Diez” tomó el micrófono en la conferencia de prensa y sintió la necesidad de aclarar.

“Podrán decir un montón de cosas, pero desde que yo dejé la enfermedad, hace 15 años, por ahí decían el dopaje, el dopaje. Yo quiero explicar que cuando yo tomaba era un paso para atrás y lo que tiene que hacer un jugador de fútbol es ir para adelante. Se cortó todo esto gracias a mis hijas. Yo vine a trabajar. Vine a dejarles mi corazón como lo dejé en Fujairah”, dijo ante los medios de todo el mundo que cubrieron su nueva aventura como DT.

Ya más tranquilo y desde la comodidad de su oficina en el estadio Banorte, Maradona recibió a Infobae y explicó por qué se presentó en su nuevo club de esa manera. “Yo no pienso que me juzgan por mi pasado pero, ¿sabés lo que pasa?, en Argentina hay muchos caretas, muchos. Y todos esos que hoy se inflan los bolsillos de guita están llenos de cocaína también”, dijo Diego, prendiendo el ventilador.

“No te creas que solamente consume el pibe que puede rascar la olla, no. En Argentina hay gente que toma y que toma de la buena. Yo lo sé porque yo he tomado con ellos”, agregó.

En el documental ‘Maradona Inédito’ de National Geographic, Fernando Signorini, preparador físico que lo acompañó en gran parte de su carrera como futbolista, lanzó una polémica frase acerca de la adicción a la cocaína que padeció Diego. “Hasta bien hizo Diego en drogarse. Porque si no lo hubiera hecho, seguramente no hubiera podido, de ninguna manera, llegar a donde llegó”, dijo en el film.

Consultado por los dichos de Signorini, Maradona respondió: “Fernando siempre tiene razón. Con lo mío aprovecharon para salvar a los hijos drogadictos de los diputados y de los dirigentes. Pero ya el tiempo lo curó todo y no perdona”.

Con solo 25 días de trabajo al frente de su nuevo plantel, Maradona ya consiguió dos victorias en condición de local y llevó a su equipo, que estaba en la última posición, al noveno puesto (a dos puntos de la liguilla por el ascenso).

COMENTARIOS