Fuera de juego

De no creer: futbolista brasileño fingió su secuestro para no ir a entrenar

Se había ido de fiesta e inventó la mentira para tapar todo. ¿Cómo lo descubrieron?

jueves 13 de septiembre de 2018 - 12:03 pm

El futbolista brasileño Paulo Rogério Reis Silva se transformó en noticia por haber protagonizado una insólita y grave situación cuando era futbolista del Botafogo.

El actual jugador del América FC de Rio Grande Do Norte, club de la Serie D de Brasi, llegó arribó al Fogão en el 2010, y al año siguiente se produjo uno de los capítulos más increíbles dentro del fútbol brasileño. Según afirma A Bola, el mediocampista, que por ese entonces tenía 26 años, no se presentó al entrenamiento alegando haber sido asaltado y secuestrado. La Policía, en su momento, no divulgó públicamente los resultados de la investigación, pero ahora el propio deportista fue el encargado de hacerlo.

Somália reconoció que fingió todo y que las fuerzas de seguridad descubrieron todo rápidamente gracias a las cámaras de seguridad. El futbolista regresó a las cinco de la madrugada de una fiesta y decidió esconder sus joyas y algunos objetos de valor en su propio garaje.

Botafogo se enteró de lo ocurrido y decidió multar al volante, quien desde ese momento comenzó a ser cedido a préstamo a distintas instituciones. Desde ese momento su carrera futbolísitica fue en declive. No volvió al Botafogo y pasó por Ponte Preta, Joinville, ABC y Clube de Regatas Brasil.

COMENTARIOS