Negocios

Las finanzas de deporte más allá de las canchas

Los sitios de apuestas deportivas son cientos y con los años crecen más y más; cuánto dinero mueven en el mundo y qué aspectos tener en cuenta al momento de elegir un sitio seguro donde apostar

miércoles 12 de septiembre de 2018 - 11:40 am

El deporte y el entretenimiento siempre han tenido una cierta relación. Más allá del ámbito competitivo, cualquier actividad física que realizamos solemos considerarla como ocio además de salud. Pero ha sido, como no, Internet, el que ha añadido un nuevo nivel a nuestra relación con el deporte como forma de entretenimiento. Nos referimos a las apuestas deportivas. Bien es cierto que en algunos países las apuestas son un deporte nacional en sí mismas, como por ejemplo en Reino Unido, llevando años instaladas en la propia idiosincrasia anglosajona. Pero ha sido la revolución online la que acerca la posibilidad de jugarse unas monedas a cualquier deporte, desde cualquier parte del globo.

Dinero real en juego

Las apuestas deportivas se han convertido en un sector empresarial en sí mismo. Multitud de empresas y plataformas digitales relacionadas, nacen casi semanalmente. La cifra actual de facturación de estas empresas ronda los 65.000 millones de euros. Esta cifra responde a las apuestas en empresas legalizadas, pues se estima una cifra casi 10 veces superior si contabilizamos las apuestas ilegales. Cifras estas que según Statista, superan el PIB de muchos países. La mayoría de estas empresas encuentran su sede en territorios físcalmente favorables como Gibraltar, Malta o Chipre. De hecho, este sector genera una gran cantidad de empleos con portales de trabajo dedicados. Además, el volumen de negocio de estas entidades genera fusiones, compras, opas, etc. Llegando algunas de ellas a cotizar en los mercados de valores. Todo este enorme pastel apostador tiene un reparto propio. El fútbol es el deporte que más dinero mueve en apuestas, seguido de carreras de caballos y tenis.

Fuente:Dingle races by Barbara Walsh via Flickr ( CC BY 2.0)

Saber escoger

Como cualquier negocio que funciona, los malos competidores buscan la copia y el dinero rápido. Si tenemos la intención de adentrarnos en este mundo con cierta seriedad, debemos escoger casas de apuestas contrastadas y serias. Si observamos, por ejemplo, https://www.mrgreen.com/pe/apuestas-deportivas, encontramos que esta registrada en Malta, que tiene una oferta deportiva y de juego acorde con cuotas reales, pasarelas de pago fiables como PayPal, Scotiabank, BCP, o BBVA y páginas de aspecto serio y profesional. Debemos cuidarnos de marcas que repiten su script y solo varían el nombre, y de jurisdicciones poco conocidas. Eso es casi garantía de perdida de nuestro dinero.

También es interesante acercarse al mundo de las apuestas como un aliciente de entretenimiento cuando vemos nuestro deporte favorito. El plus de poder ganar unas monedas, además de ver ganar a nuestro equipo realza la experiencia. Es cierto que, en los últimos tiempos, con el aumento de estas casas y el volumen de dinero movido, han aflorado casos de amaños en diferentes deportes y alguna que otra estafa. Por eso debemos ser conscientes de plantear una apuesta como una lotería, que podrá acertarse o no, pero siempre con la idea de jugarnos una cantidad que nos podamos permitir y disfrutar del evento sin más. Si los números arriba expuestos nos llaman por la parte inversora, debemos entender que como cualquier ámbito el dinero no viene gratis. Horas de estudio, estadística o visionado de competiciones son necesarias para convertirnos en profesionales y hacer de la inversión deportiva una expectativa económica real.

COMENTARIOS