Cuadernos de la Corrupción

Cuadernos Gate: el caso empieza a preocupar a los gremialistas

La investigación empujó a un grupo a recurrir preocupados al Gobierno por los eventuales coletazos económicos

domingo 26 de agosto de 2018 - 9:37 am

En las anotaciones de Oscar Centeno, el chofer de Roberto Baratta, aparece mencionado cuatro veces el sindicato de Luz y Fuerza.

En un escrito del 4 de noviembre de 2010, precisó que su jefe y Julio De Vido fueron a una reunión con Oscar Lescano, por entonces, el jefe del gremio. Registró otras tres visitas durante el mismo año. En ninguna de ellas dio detalles. Consignó el lugar del encuentro. Nada más.

Al margen de la anécdota de Lescano, el caso de los cuadernos de las coimas empujó a un grupo de sindicalistas a recurrir preocupados al Gobierno por los eventuales coletazos económicos.

Vislumbran una parálisis en la obra pública, incertidumbre para invertir y pérdida de empleo. Lo llaman el “efecto desplome” o “efecto Lava Jato”, por lo que sucedió en Brasil, en donde se acentuó la recesión tras la revelación del escándalo de corrupción con la constructora Odebrecht.

“La decisión del Gobierno es separar las cosas: por un lado están los empresarios que están involucrados y por el otro la empresa, su directorio, y las obligaciones adquiridas. Más allá del costado judicial, hay que avanzar. Ese fue el mensaje que nos dieron en la Casa Rosada”, dijo al diario La Nación un sindicalista que mantiene buen vínculo con el poder.

Pero más allá del impacto económico del caso, los dirigentes de la CGT, a quienes se los considera el verdadero establishment sindical, siguen con atención la trama judicial de los cuadernos.

Sospechan que en cualquier momento puede caer uno de ellos. La inquietud sindical se acentuó después del peregrinar de empresarios arrepentidos por los tribunales de Comodoro Py.

COMENTARIOS