Famosos Enamorados

Regalos Excéntricos: Garfunkel pagó medio millón de dólares para sorprender a Vanucci

Acaba de adquirir una de las joyas favoritas de Eva Perón, el famoso broche que recrea la bandera argentina con zafiros y diamantes

domingo 30 de marzo de 2014 - 8:37 am

Volvió a la Argentina una de las joyas favoritas de Eva Perón, el famoso broche que recrea la bandera argentina con zafiros y diamantes que Madonna y Susana Giménez intentaron sin éxito comprar hace 15 años por casi un millón de dólares. La afortunada que lo luce hoy en su pecho es la modelo, actualmente excéntrica madre alejada de las pasarelas y las publicidades, Victoria Vanucci (31). Se lo regaló para su cumpleaños, el 15 de enero, su marido dueño de medios K, Matías Garfunkel (39). Lo pagó casi medio millón de dólares.

Si bien no evitan prestarse a producciones en revistas que los muestran en las lujosas mansiones y estancias que poseen desparramadas por todo el país, el matrimonio Garfunkel se niega a dar detalles de la compra del broche de Eva Perón.

Pero tampoco lo esconden. Victoria ya usó la joya en reuniones sociales y hasta tuitteó una foto en la que lo viste, aunque fueron pocos los que reconocieron el origen de la joya.

En 1998 había alcanzado los 900.000 dólares en una subasta realizada en Nueva York por la galería Christie´s. La conductora televisiva Susana Giménez, que estaba en el salón, pujó hasta último momento por la joya, pero no se la llevó. Según fuentes de Christies, el comprador -que apostó telefónicamente- podría ser el sultán de Brunei, el hombre más rico del mundo.

El 15 de octubre del año pasado, “un coleccionista argentino adquirió el broche de Eva Perón por US$ 461.000”, informó formalmente Christie’s tras el remate. Con ese medio millón de dólares, Garfunkel logró volver a traer al país la joya y sorprender a su esposa la mañana de su cumpleaños.

La joya fue rematada por primera vez en 1957 en el Banco Ciudad y fue adquirido por Gabriel Salomón (un coleccionista argentino), cuyos hijos lo habrían entregado a la casa Christie’s.

El broche de diamantes y zafiros está montado delicadamente en una estructura de platino, en la que no se notan los engarces, para resaltar los colores y la ondulación de la Bandera. En los años treinta, la casa holandesa Van Cleef & Arpels desarrolló una técnica novedosa, llamada serti invisible, utilizada para crear la ilusión de un mosaico de piedras preciosas en brazaletes, prendedores y gemelos. Fue la especialidad de la casa hasta los años sesenta.

Evita utilizó el broche en numerosos eventos sociales y políticos como por ejemplo, durante la sesión de juramento a la Constitución proclamada por Juan Domingo Perón en el Congreso, en marzo de 1949.

COMENTARIOS