Cuadernos de la Corrupción

Rompió el silencio CFK: “Nunca nadie me pagó por firmar un decreto”

La ex presidente de la Nación publicó una serie de tuits desmintiendo los escritos del chofer Oscar Centeno y las declaraciones de Claudio Uberti y Eduardo Arnold que figuran en la causa de los "Cuadernos de la corrupción". Sí arremetió contra Gabriel Romero, un nuevo "arrepentido" que habría pagado por un decreto presidencial

viernes 17 de agosto de 2018 - 3:26 pm

La ex presidente de la Nación Cristina Fernández de Kirchner rompió el silencio en Twitter. A través de una serie de tuits, la ex mandataria declaró que no está dispuesta a hablar sobre lo escrito en los cuadernos del chofer Centeno: “He decidido no hacer comentarios sobre remiseros ‘arrepentidos'”, comezó la carta.

Luego, a través de un “hilo” que resume lo que dice “Sobre pijamas, dormitorios y decretos en la Argentina macrista arrepentida” la carta que la senadora escribió en su página web, CFK sí elige hablar de Gabriel Romero, que “según títulos catástrofe de Clarín y La Nación habría pagado por un decreto presidencial”.

“Hoy, en un verdadero menú de “arrepentidos” a la carta, el Sr. Gabriel Romero dice haber pagado dinero por la firma de ese decreto que, finalizado todo el proceso explicado previamente, era para mí obligatorio firmar. En todo caso, sería muy interesante que el Sr. Romero indicara a quién y cómo le pagó, porque a mí nunca nadie me pagó nada por firmar ni este ni ningún otro decreto, ni por llevar adelante ninguna de las medidas de mis gobiernos. Al contrario, los problemas judiciales que tengo son por haber afectado intereses económicos concentrados y hegemónicos muy poderosos que siempre trataron de obstruir las medidas que llevé adelante en beneficio de las grandes mayorías populares, de la actividad económica en general y del desendeudamiento estructural de la Nación”, expresa en una párrafo del comunicado.

Los tuits y la carta completa de CFK

En las últimas horas, diferentes referentes del kirchnerismo habían comprometido a la ex presidente, entre ellos el ex vicegobernador de Santa Cruz, Eduardo Arnold, que reveló que “Fue Cristina quien me mostró las bóvedas” o Claudio Uberti, ex titular del organismo que controlaba las concesiones viales, que involucró directamente a CFK en la recaudación de dinero para construir el hotel Los Sauces de El Calafate.

COMENTARIOS