Sociedad

Mostró el resultado de la anorexia en su cuerpo y su foto de volvió viral

Camila Paz, de 16 años, subió a su perfil de Twitter fotos con los cambios corporales que atravesó en los últimos años y recibió el apoyo de decenas de miles de usuarios de la red social

viernes 29 de junio de 2018 - 12:56 pm

Una adolescente del barrio porteño de San Justo, de 16 años, subió una serie de imágenes a su cuenta de Twitter donde se ven las consecuencias de la anorexia en su cuerpo y generó un fuerte impacto entre los usuarios.

Camila Paz subió las fotos en respuesta al siguiente desafío: “Subí una foto tuya del 2016, 2017 y 2018 para que vean tu cambio”.

La joven se diferenció de aquellos que mostraban fotos propias con cambios de “look” y compartió una serie de imágenes que generaron una respuesta inmediata y se viralizaron: “El cambio más grande que pude hacer en 2 años fue el de decidirme por seguir adelante y VIVIR”, escribió. En las fotos se ven los cambios que atravesó su cuerpo en los últimos años, tras sufrir anorexia.

camila-paz1

Actualmente, la joven se encuentra en plena recuperación.

En diálogo con Infobae relató cómo fue que decidió dejar de comer para perder peso. “No es algo que pase de un día para el otro, creo que siempre había estado en mi cabeza la idea de dejar de comer. Tenía problemas con mis papás y la lógica era: ‘Si dejo de comer tal vez se den cuenta de que algo me está haciendo mal y no me están dando bola'”, cuenta. “Me había criado en un ambiente muy perfeccionista, muy autoexigente y mi personalidad se había formado así, quería ser un 10 en todo. Entonces, pensé: ‘Si ya soy flaca, puedo ser la más flaca”.

Tenía 13 años ese verano en que la anorexia empezó a mostrarse. “Primero empecé a comer sano pero me miraba en el espejo y no notaba ningún cambio. Pesaba 45 kilos y me propuse pesar 40. Como mis papás trabajaban de tarde y no me veían, aprovechaba para no comer. Cuando te enfermás, vas armando estrategias: a la hora de la merienda me hacía la dormida y los fines de semana simulaba que dormía hasta el mediodía y evitaba el desayuno”.

camila-paz2

La anorexia no sólo la llevó a perder mucho peso: también le modificó el ánimo, perdió la capacidad de concentración en las clases y la volvió muy irritable. El tratamiento que empezó en la Fundación La Casita, un centro especializado en trastornos alimentarios, fue lo que empezó a cambiar la historia.

Sobre la decisión de subir las imágenes a las redes, comentó: “Creo que mostré esas fotos para que otras chicas vean que la anorexia no es un callejón sin salida. Mi psicóloga me había dicho: ‘Yo te muestro el mapa, vos elegís a dónde ir’. Bueno, yo también quería mostrarles el mapa”.

COMENTARIOS