Fuga de presos

Se fugó del penal de La Plata uno de los asesinos del ingeniero Barrenechea

La evasión de Daniel Orlando Danese (23), condenado a 38 años de cárcel en 2011 por ese crimen y otros diez robos violentos, se concretó en las primeras horas de ayer

martes 25 de marzo de 2014 - 11:31 am

Uno de los integrantes de la banda que asesinó al ingeniero Ricardo Barrenechea, durante un asalto ocurrido en octubre de 2008 en el partido bonaerense de San Isidro, se fugó en las últimas horas de la Unidad Penal 9 de La Plata, confirmaron hoy a DyN fuentes judiciales.[pullquote position=”right”] Se fugó uno de los asesinos del ingeniero Barrenechea[/pullquote]

La evasión de Daniel Orlando Danese (23), condenado a 38 años de cárcel en 2011 por ese crimen y otros diez robos violentos, se concretó en las primeras horas de ayer en la dependencia que el Servicio Penitenciario Bonaerense (SPB) tiene en la calle 76, entre 9 y 11, y fue descubierta durante el recuento de presos.

Danese, que fue acusado de actuar de “campana” en el crimen de Barrenechea en su casa de Acassuso, se fugó luego de forzar los barrotes de su celda y se descolgó con una soga por uno de los muros perimetrales que da a la calle, según las fuentes.

Tomaron intervención la comisaría octava de La Plata, que instruyó actuaciones por “evasión”, el fiscal Tomás Alberto Morán y la jueza de Garantías Marcela Garmendia.
El brutal crimen del ingeniero ocurrió a las siete de la mañana del 21 de octubre de 2008 durante un asalto en su casa de Perú 725, a metros de la avenida Del Libertador. Allí, dos adolescentes, apodados “Kitu” y “Chuna”, también balearon en un hombro a su hijo mayor, Tomás (17), quien debió ser operado y salvó su vida.

Barrenechea les entregó a los asaltantes todo el dinero que tenía, delante de su mujer, los cuatro chicos y la empleada doméstica, pero igual le dispararon con una pistola calibre 45 y cayó muerto en las escaleras del primer piso.

En noviembre de 2011, el Tribunal Oral en el Criminal (TOC) N° 4 de San Isidro halló a Danese culpable de ese homicidio en ocasión de robo, robo calificado por el uso de armas con una tentativa de homicidio y otros robos con uso de armas, todos en concurso real. Lo consideraron “partícipe necesario”, pese a que él no ingresó a la casa de la víctima y sólo actuó de “campana”.

El condenado también había sido acusado por otros diez robos violentos en los distritos de San Isidro y San Martín. En el debate se acreditó que Danese formaba parte de una banda juvenil integrada por menores de edad que vivían en la villa “Puerta de Hierro”, del partido de La Matanza, que cometía violentos raids delictivos en la zona norte del conurbano.

COMENTARIOS