Salud

Cortarle el pelo al bebé para que crezca más fuerte: ¿mito o verdad?

Qué hay de cierto sobre una de las costumbres más comunes en los primeros tiempos de vida

martes 15 de mayo de 2018 - 7:36 am

Existen muchos mitos acerca del cabello. Uno de ellos incluye a los bebés, donde muchos afirman que raparlos o cortarles el pelo con el que nacieron será la mejor manera de lograr que les crezca más fuerte.

¿Tiene algún efecto cortarle el cabello a un recién nacido? En realidad no tiene ningún efecto sobre el grosor y la salud del pelo. Sucede que este crece a partir de los folículos que se encuentran ubicados debajo del cuero cabelludo, es decir que la piel de su cabeza lo cubre. Esto significa que lo que le hagas al cabello del bebé no afectará su crecimiento en un futuro.

Lo que ocurre cuando se afeita el pelo es que al volver a crecer nuevamente puede sentirse un poco más grueso porque las puntas tienen el mismo diámetro que las raíces. Al crecer se van afinando hasta darle esa apariencia suave que a todas nos encanta.

Otra cosa interesante con respecto al cabello del bebé es que no va a crecer todo del mismo largo una vez que lo cortes o lo afeites. Cada cabello, de manera individual, atraviesa un ciclo de descanso y crecimiento. Esta es la razón por la que deja de crecer naturalmente y tiene diferentes largos.

Todos los bebés, tarde o temprano, pierden todo el cabello que tenían al nacer para darle lugar al definitivo (sería algo así como lo que pasa con los dientes de leche). Esto, por lo general, ocurre alrededor de los cuatro meses de vida. Seguramente lo notarás porque cambiará de color y no se parecerá en nada al que tenía cuando nació.

Esto ocurre porque el niño está en la misma posición por mucho tiempo al rozar su cabeza contra las sábanas. Seguramente notarás parches sin cabello en los lugares donde tu hijo mantiene la cabeza apoyada por más tiempo.

En conclusión, cortarle el cabello a un recién nacido no hará que crezca más sano y fuerte. Todo dependerá de la genética y del gusto de los papás del bebé.

Fuente: Vix

COMENTARIOS