Seguinos en nuestras redes

Economía General

Axel Kicillof, el ministro del Ajuste, estudia volver al FMI para lograr un acuerdo con el Club de París

El organismo multilateral comunicó al Gobierno que el país deberá someterse a la auditoría que indica el Artículo IV, si quiere avanzar en la negociación con el foro de los países acreedores

La semana pasada se conoció el pedido formal de una propuesta por parte del Club de París, que pretende el pago de 10.000 millones de dólares por parte de la Argentina. Sin embargo, uno de los mayores obstáculos para realizar el pago es el Fondo Monetario Internacional (FMI), ya que el país debería ser auditado antes de que se lleve a cabo el pago.

[pullquote position=”right”]Axel Kicillof, el ministro del Ajuste, estudia volver al FMI para lograr un acuerdo con el Club de París[/pullquote]

Según el estatuto del Club de París, si un país quiere reestructurar o renegociar una deuda con ese organismo debe tener la aprobación del FMI.

Debido a esto, el ministro de economía Axel Kicillof, junto a su equipo de colaboradores en el tema de la deuda que componen el secretario de Finanzas, Pablo López , el director por Argentina en el FMI, Sergio Chodos, y la embajadora en Washington, Cecilia Nahón,  planean comenzar a trabajar en un acercamiento hacia las autoridades del FMI.

Las autoridades del organismo multilateral de crédito le hicieron saber al gobierno que la Argentina deberá someterse a una aiditoría que es común a todos los socios, si quiere avanzar en la concesión de créditos o aún en la negociación con el Club de París. Así lo establece el Artículo IV del FMI.

Ésto implica el monitoreo permanente de las cuentas públicas a través de misiones enviadas por las autoridades de ese organismo. Desde setiembre de 2004, en que finalizó el último acuerdo con el FMI, bajo el gobierno de Néstor Kirchner, que la Argentina no es auditada a través del Artículo IV.

 

Economía

Ante los pronósticos de desabastecimiento, desde el Gobierno criticaron a los empresarios: “son una amenaza para el pueblo argentino”

La medida impuesta por el secretario de Comercio generó preocupación entre empresarios y economistas sobre las consecuencias negativas que tendrá: “Nadie va a producir algo a perdida”

Tras fracasar en la negociación con los empresarios, el Gobierno decidió de forma unilateral congelar los precios y oficializó este miércoles la resolución por la cual impone “la fijación temporal de precios máximos para 1.432 productos” hasta el 7 de enero, retroactivos al 1° de octubre. La decisión del Gobierno genera preocupación en el sector y entre los economistas que coinciden en que, inevitablemente, de cumplir con la medida habrá desabastecimiento en los supermercados.

Desde la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC), el presidente, Mario Grinman, se refirió al respecto: “Va a haber desabastecimiento, no tenga ninguna duda. Cuando se le termine al que ya tiene fabricado a ese producto, si eso le provoca pérdida no lo va a volver a fabricar porque no hay manera”. “Si yo soy un productor, si yo tengo un producto que no puedo tener rentabilidad no lo voy a fabricar porque no lo puedo volver a hacer. ¿Le voy a comprar al proveedor más caro de lo que puedo vender? No existe”, agregó para explicar su punto de vista a Infobae.

Sobre el congelamiento de precios, Grinman criticó la medida con una ironía: “Si eso fuera la solución para controlar la inflación, en lugar de ponerlo por 90 días pónganlo por 4, 5 o 10 años. Pero no funciona”. “Nunca funcionaron, porque es una aspirina que calma el dolor momentáneo de una enfermedad muy difícil, muy compleja, y la enfermedad continúa”, comentó Grinman.

Roberto Feletti, secretario de Comercio

Grinman resaltó que en Argentina los problemas de inflación existen hace 70 años con un promedio anual del 60% pero el culpable es siempre el empresario: “Para el gobernante siempre es más fácil encontrar un culpable y no reconocer los errores propios”.

Entre los economistas también se avanza con un pronostico de desabastecimiento: “Sabemos que va a terminar en desabastecimiento. Sabemos que tarde o temprano va a terminar en una peor situación en la generación de costos”, sostuvo Claudio Zuchovicki en declaraciones a LN+.

En linea con lo planteado por Grinman, Zuchovicki también coincidió en que el desabastecimiento se dará por un cese de producción: Es probable que ataquen el stock y los obliguen a vender a un precio, pero generar nuevo no. Nadie va a generar algo a pérdida”, enfatizó.

Sobre su alarmante pronóstico, el economista brindó una contundente ejemplificación: “Le pusiste un precio máximo al dólar, te quedaste sin dólares. Le pusiste un precio máximo a la energía, te quedaste sin energía. Le pusiste un precio máximo a la carne, te quedaste sin vacas”.

Tras la lluvia de pronósticos negativos, el secretario de Comercio (impulsor de la medida), Roberto Feletti salió al cruce en redes sociales y consideró que se tratan de “amenazas contra el pueblo argentino”.

Continuar leyendo

Economía

A pesar de no acordar con los empresarios, el Gobierno congelará el precio de 1.432 productos

Roberto Feletti, secretario de Comercio Interior, le comunicó la decisión al sector empresarial que no quedó conforme tras la reunión.

El secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, tuvo una reunión con representantes de supermercados y de la industria alimenticia. La idea principal del Gobierno era acordar con los empresarios el congelamiento de 1.650 productos por un plazo de 90 días.

Ante la negativa del sector empresarial, el secretario de Comercio Interior citó a un nuevo encuentro al presidente de la Copal (Coordinadora de las Industrias de Productos Alimenticios), Daniel Funes de Rioja, y al titular de la ASU (Asociación de Supermercados Unidos), Juan “Vasco” Martínez.

En esta nueva reunión, Roberto Feletti comunicó la resolución unilateral del Gobierno nacional que dispone “la fijación temporal de precios máximos para 1.432 productos” hasta el 7 de enero, retroactivos al 1° de octubre.

“No nos parece un gran esfuerzo hacer esto por 90 días, especialmente para las grandes empresas”, le expresó el funcionario a Funes de Rioja y a Martínez. En la canasta de precios congelados del Gobierno habrá: alimentos, bebidas, artículos de tocador y limpieza.

En el comunicado oficial, el secretario de Comercio Interior lamentó que “haya fracciones de la cúpula empresarial que no sean conscientes de sus privilegios y se nieguen a adoptar una actitud colaborativa y contemplativa de la dura situación que vive hoy el pueblo argentino”.

“Nos están pidiendo un congelamiento a las empresas de consumo masivo como si fueramos los culpables de la inflación y sin tener en cuenta que nuestros costos están todos dolarizados”, expresó a La Nación el ejecutivo de una multinacional de artículos de limpieza.

Continuar leyendo

Economía

La Canasta Básica aumentó en septiembre otro 3,2% y una familia tipo necesitó $70.532 para no ser pobre

Los números corresponden al relevamiento mensual que realiza el Indec; La suba interanual alcanzó el 49,4%.

La Canasta Básica Total (CBT) registró un aumento de 3,2% en septiembre, por lo que una familia tipo -compuesta por dos adultos y dos menores- necesitó $ 70.532 para no ser pobre. La información surge de los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadísticas y Censos (Indec).

A su vez, la la Canasta Básica Alimentaria (CBA) creció 2,7% en el mismo mes ubicándola en $30.014 como ingresos que debe tener una familia tipo para no caer en la indigencia.

El informe se conoce días después de que el organismo informara una inflación mayor de la esperada en septiembre, cuando el índice de Precios al Consumidor (IPC) aumentó 3,5% respecto del mes anterior, acumuló 37% en lo que va del año y 52,5% a nivel interanual.

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR