Economía

El Banco Central mantuvo la tasa y anticipó que la inflación seguirá alta

La tasa se clavó en 27,25%, y el BCRA anticipó que la inflación núcleo de abril seguirá "en registros elevados"

martes 10 de abril de 2018 - 7:15 pm
El BCRA decidió mantener este martes su tasa de política monetaria en 27,25%, ya que las estimaciones y los indicadores de alta frecuencia de fuentes estatales y privadas monitoreados por la entidad indican que “la inflación núcleo de abril se mantendrá en registros elevados”, aunque inferiores a los de marzo.Según el Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM), la inflación esperada para 2018 aumentó de 19,9% a 20,3% para el nivel general y de 17,1% a 18,1% para el componente núcleo, recordó el BCRA. La inflación esperada para los próximos doce meses aumentó de 17,6% a 17,8%, agregó.

Como en comunicados anteriores, el BCRA sostuvo que “la aceleración de la inflación de los últimos meses es transitoria y que se debe a los fuertes aumentos en precios regulados y a la rápida depreciación del peso entre diciembre y febrero”. En la visión del BCRA, una vez superados estos factores transitorios la inflación consolidará su tendencia a la baja.

Cuatro motivos fundamentan esta perspectiva favorable:

  • La política monetaria es más contractiva que la observada durante la mayor parte del año pasado.
  • Las negociaciones salariales están pactándose de manera consistente con la meta del 15%.
  • El proceso de ajuste de precios regulados se desacelerará fuertemente después de abril.
  • El nivel relativamente elevado del tipo de cambio real y la propia acción del BCRA llevan a no prever, en los próximos meses, depreciaciones significativas del peso.

El BCRA resaltó que “continuó interviniendo para sostener el valor de la moneda, en la convicción de que una depreciación mayor a la ya ocurrida no estaría justificada ni por impactos económicos reales ni por el curso planeado de su política monetaria y que, de no evitarse, tendría el potencial de ralentizar el proceso de desinflación”.

Y recordó que “la intervención cambiaria, sin embargo, es un complemento y no un sustituto de la política monetaria”.

 

COMENTARIOS