Smartphones

¿Se puede evitar la degradación de las baterías en Android?

Las aplicaciones que nos prometen hacer milagros con la batería no son tal. Lo único que nos van a ofrecer son modos de ahorro agresivos como los que probablemente ya tengas de serie en tu Android

viernes 22 de diciembre de 2017 - 11:45 am

La degradación de las baterías de ión litio afecta a todos los smartphones Android y, además de perder autonomía puede afectar al rendimiento, pero de momento ningún fabricante ha dado ningún detalle sobre la reducción de potencia.

A partir del primer año las baterías pierden capacidad

Cada vez que hacemos una carga de batería cuando está por debajo del 70% se inicia un ciclo. Es decir, si cargamos el móvil diariamente estamos haciendo alrededor de 360 ciclos año.

Según estudios de analistas especializados en las baterías de ión litio como Battery University, a partir de los 300 a 500 ciclos, se comienza a afectar al rendimiento de la batería y la energía se empieza a reducir.

Un buen ejemplo de cómo varía la degradación de la batería la tenemos en Samsung con sus dos últimos flagship: los coreanos afirman que la autonomía del Galaxy S8 se degrada menos que la del Galaxy S7 en el mismo periodo de tiempo. Cuando el modelo de 2016 logra bajar al 80%, el de 2017 sólo desciende al 95%.

 Cómo controlar la degradación de la batería

Si bien no hay manera segura de frenar la degradación de la batería en un Android, lo que podemos hacer es un seguimiento de su pérdida de calidad. En realidad no hace falta estar todos los días encima de ello porque como hemos visto la degradación se va produciendo por escalones de varios cientos de ciclo.

En Google Play hay cientos de miles de aplicaciones que nos prometen mejorar la optimización de la batería pero nuestro consejo aquí es claro: no les hagas caso, porque la mayoría se quedan en ofrecer modos de ahorro de batería más agresivos, algo que ya viene incluido en muchos smartphones.

Lo que sí podés hacer es bajarte la aplicación CPU Z: una herramienta que analiza el hardware de nuestro móvil y nos da detalles e información de los diferentes componentes, entre ellos la batería. En la pestaña de batería nos dará un escueto pero conciso informe sobre la salud de nuestro Android.

1366_2000

Para utilizarla bien y de manera eficaz, lo aconsejable es revisarla cada cierto tiempo, por ejemplo ponernos un recordatorio cada tres meses para comprobarlo.

Soluciones: reemplazar la batería o comprar un Android nuevo

Si la batería ya empieza a fallar de forma considerable, es muy probable que tu smartphone tenga ya un par de años, y tenés una gran excusa para renovarlo.

En dos años, o más, las cosas cambian mucho en Android por lo que no sólo te beneficiarías de una mayor y renovada autonomía sino que podrás mejorar tu cámara, tener un móvil más actualizado. Es la opción más fácil y obvia.

Sustituir la batería a día de hoy es un poco más complicado que hace años. Entre 2010 y 2014 había muchos terminales que apostaban por batería extraíble, por lo cual era sencillo como comprar una nueva, quitar la vieja y reemplazarla. Con el paso de los años eso cambió y muchos fabricantes comenzaron a apostar por cuerpos sellados para ganar más espacio y ofrecernos materiales más nobles como el metal o el cristal.

Cambiar una batería por tu cuenta puede ser complicado sin los conocimientos suficientes. Ante la duda, mejor acudir a un servicio de atención técnica oficial.

COMENTARIOS