Crisis en Venezuela

Revelan que ex líderes chavistas tenían US$ 2.300 millones en Andorra

Según el diario El País, ex viceministros cobraron ese dinero en sobornos por intermediar para que compañías extranjeras consiguieran adjudicaciones de la petrolera estatal PDVSA

jueves 14 de diciembre de 2017 - 6:00 am

Mientras la fiscalía general de Venezuela se prepara para investigar a varios ex funcionarios del gobierno del fallecido Hugo Chávez por su presunta vinculación con la evasión de impuestos y lavado de dinero a través de paraísos fiscales, según informó esta semana el fiscal Tarek Saab, trascendió ayer que algunos políticos del régimen chavista cobraron más de 2.000 millones de euros (unos 2.300 millones de dólares) en comisiones ilegales.

Según informó el diario español El País, ex viceministros y testaferros de políticos del gobierno de Chávez (1999-2013) cobraron ese dinero en sobornos por intermediar para que compañías extranjeras consiguieran adjudicaciones de la petrolera estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA).

La mecánica implicó al menos a diez personas -ex dirigentes chavistas, empresarios y sus familiares-, según informes de la Policía de Andorra que maneja la jueza Canòlic Mingorance.

De acuerdo con la información a la que tuvo acceso el diario de Madrid, los presuntos sobornos se pagaron entre 2007 y 2012 en la Banca Privada d’Andorra (BPA), a 7.400 kilómetros de Caracas. Y circularon por una extensa red de 37 cuentas corrientes a nombre de sociedades panameñas.

El dinero pasó luego a otros paraísos fiscales como Suiza o Belice a través de una compleja trama para ocultar el origen del dinero, se reveló.

El País tuvo acceso a las cuentas corrientes de los líderes y a detalles confidenciales sobre sus sociedades instrumentales.

La red estaba formada por los ex viceministros de Energía de Venezuela Nervis Villalobos y Javier Alvarado; un primo de un ex presidente de PDVSA y directivos del gigante petrolero, más un magnate de los seguros y testaferros.

La trama justificó ante el banco de Andorra sus millonarios ingresos como honorarios por trabajos de asesoría a empresas. Pero, según los investigadores, esos supuestos trabajos de asesoría nunca existieron.

La jueza de Andorra sospecha que el grupo cobró comisiones de entre el 10% y el 15% a compañías extranjeras, especialmente chinas, que recibieron después contratos de extracción de petróleo gestionados por PDVSA y sus filiales.

Según el diario español, las pesquisas conectan los manejos de la red con un acuerdo entre Venezuela y China por el que el país caribeño recibió un préstamo de 20.000 millones de dólares (17.000 millones de euros) del gigante asiático a cambio de petróleo. Un portavoz de PDVSA rechazó comentar sobre este tema.

Las autoridades de Andorra, donde hasta el año pasado regía el secreto bancario, intervinieron en marzo de 2015 la entidad elegida por la trama para limpiar su botín.

Los Estados Unidos habían denunciado antes que este banco fue empleado por bandas criminales para el blanqueo, algo que sus propietarios niegan.

COMENTARIOS