Psicología

Cómo ayudar a los chicos a adaptarse a una nueva escuela

Sea por el motivo que sea,la transición a un nuevo curso no siempre es fácil; cuál es el rol de los padres

sábado 30 de septiembre de 2017 - 7:56 am

A los niños les gustan las rutinas conocidas. Cuando un cambio de curso implica un cambio de escuela (por ejemplo, de primaria a secundaria), o cuando una mudanza familiar significa un cambio a un nuevo distrito escolar en cualquier momento del año, es probable que los niños experimenten cierta ansiedad.

Mamá y papá pueden tomar medidas para ayudar a que la transición sea más fácil para sus hijos, según los expertos de GreatSchools.org, una organización sin fines de lucro.

Cada tipo de transición presenta sus propios problemas, pero podrían incluir ajustes como acostumbrarse a un nuevo edificio o tener unos horarios de clase más largos con tareas más difíciles. Comenzar la intermedia podría conllevar nuevas presiones sociales de los estudiantes mayores, mientras que la secundaria con frecuencia implica más autodeterminación y el uso de más habilidades de organización.

Hablá sobre esos cambios con tus hijos lo antes posible. Preguntales qué podría provocarles ansiedad y trabajen para resolver esos temas. Probá con cosas sencillas para tranquilizarlos. Por ejemplo, a los niños más pequeños tal vez les guste que les dejen notas de ánimo en la mochila.

la-adaptacion-del-nino-al-colegio

Asegurate de asistir a cualquier sesión de orientación. Es una magnífica oportunidad para que todos en la familia se acostumbren al nuevo entorno escolar, las expectativas de los maestros, y al personal administrativo.

Conducí en la nueva ruta a la escuela para familiarizarte más. Y preguntá a tus hijos sobre los nuevos tipos de tareas con las que quizá necesiten ayuda, pero no haga el trabajo por ellos. Si es necesario, implicá a los maestros.

Si toda la familia está pasando por una transición, por ejemplo mudarse a una nueva ciudad, informá al personal escolar. Tener un diálogo abierto con los administradores ayudará a los niños a ajustarse con mayor facilidad.

Fuente: Medline Plus

COMENTARIOS