Sexualidad

La masturbación: ¿Es buena o mala para la salud? Informe científico

El autodescubrimiento del cuerpo erógeno está rodeado de mitos; ¿qué dicen los investigadores al respecto?

sábado 9 de septiembre de 2017 - 7:36 am

La masturbación se trata de la primera práctica sexual que aparece en el desarrollo de los hombres y las mujeres. Es el autodescubrimiento del cuerpo erógeno, aquel que activa las fantasías sexuales y favorece las respuestas orgásmicas.

Puede ser una práctica solitaria o puede hacerse en pareja. El erotismo homosexual, tanto femenino como masculino, la incluye como una variante más del encuentro íntimo. En el sexo femenino es considerado por algunos como un tabú, aunque llevarlo a cabo presenta diversos beneficios para la salud.

Según un estudio publicado por la European Urology, realizado por investigadores de la Universidad de Harvard, masturbarse al menos 21 días al mes tiene varios beneficios, destacándose en el hombre la reducción del riesgo de padecer cáncer de próstata un 33%, entre otras respuestas positivas.

El placer que brinda la masturbación “no es mejor, ni peor; es diferente”, resaltó al portal de Infobae Walter Ghedin (MN 74.794), médico psiquiatra y sexólogo. La autoexploración brinda una conexión más íntima con uno mismo: se reduce la ansiedad y no existe la presión de estar “sincronizados” con el otro para llegar al orgasmo. Este nexo con las fantasías crea un mundo imaginario que se puede modificar a “gusto y piaccere”, destacó el especialista.

Manteniendo la línea ideólogica de Ghedin, la universidad estadounidense detalló las doce razones por las que un hombre debería masturbarse, al menos, 21 días al mes. Por si queda la duda, “el mismo beneficio se obtiene teniendo relaciones sexuales 21 días al mes”, aclararon en el estudio.

Los oce beneficios restantes, según Harvard

– Libera hormonas de la felicidad.

– Fortalece el sistema inmunológico.

– Es un buen analgésico.

– Los pulmones se expanden y la capacidad pulmonar aumenta.

– La circulación se mantiene activa, por lo que el riego llega a todos nuestros órganos de manera perfecta.

– Reduce el riesgo de contraer infecciones urinarias.

– Evita adquirir problemas en las piernas, ya sean de circulación, calambres, hormigueos.

– El orgasmo relaja los nervios y evita las respuestas negativas del organismo.

– Es beneficioso para los insomnes, ya que una vez alcanzado el orgasmo, el cuerpo se relaja.

– Libera tensión, en momentos de estrés o carga psicológica. Tener un orgasmo libera la mente y permite no centrarse en grandes problemas (al menos por un rato).

– Se adquiere un conocimiento mejor del cuerpo y se puede disfrutar más al estar en pareja.

“Siempre digo que, en el caso de las mujeres, es importante recorrer el cuerpo con las manos hasta llegar a los labios menores y el clítoris que son las zonas que más sensaciones aportan”, concluyó Ghedin.

Fuente: Infobae

COMENTARIOS