Caso Odebrecht

Odebrecht: fiscales viajaron a Brasil para obtener datos sobre los sobornos en el país

La comitiva, encabezada por el fiscal Sergio Rodríguez, busca superar las diferencias legales para acceder a la información sobre el pago de coimas en la Argentina

viernes 2 de junio de 2017 - 4:28 pm

Los fiscales argentinos Sergio Rodríguez, Franco Picardi y Carlos Stornelli ya están reunidos con sus pares brasileños en busca de un acuerdo para obtener los datos de los sobornos por 35 millones de dólares pagados por Odebrecht en la Argentina.

Los fiscales ingresaron antes de las 14 al edificio de la Procuraduría General de la República, la institución que más poder ha ganado en este país desde que comenzó el Lava Jato.

La reunión entre los fiscales y el viceprocurador José Bonifacio Borges de Andrada se desarrolla en total hermetismo. Los funcionarios ingresaron por una puerta lateral y el paso al edificio está limitado. Se supone que durante este encuentro los argentinos intentarán llegar a un acuerdo de cooperación para obtener información del Lava Jato que involucra a funcionarios del kirchnerismo.

El segundo encuentro se desarrollará inmediatamente después en el mismo lugar. Esa reunión será con el secretario de Cooperación Internacional, Vladimir Aras para firmar la constitución del Equipo de Cooperación Internacional, que involucra a los fiscales de ambos países.

La propuesta argentina

Sergio Rodríguez, el titular de la Procuraduría de Investigaciones Administrativas.
Sergio Rodríguez, el titular de la Procuraduría de Investigaciones Administrativas.

Los fiscales argentinos propondrán hacer valer, por sobre la ley local, los tratados internacionales en materia de corrupción y crimen organizado, confiaron fuentes judiciales. En especial, los convenios firmados por ambos países con las Naciones Unidas (ONU), que son más flexibles que la ley del arrepentido.

En cualquier caso, la propuesta no soluciona el problema de fondo: el principio de “leniencia” incluido dentro del acuerdo entre Odebrecht y Brasil. Ese concepto consiste básicamente en otorgar inmunidad penal para los ejecutivos brasileños que hayan declarado sobre los sobornos en la Argentina, pese a que ellos también hubieran cometido un delito al pagar esas coimas. Ni la ley argentina ni los convenios internacionales permiten acuerdos con esos beneficios para los arrepentidos.

Funcionarios del área de cooperación y dos fiscales vinculados a la investigación Lava Jato confesaron que la postura de Brasil es muy clara con respecto a la información sobre Odebrecht: no hay manera de entregar documentación si no se garantiza que los delatores no serán perseguidos penalmente en los distintos países.

COMENTARIOS