Papa Francisco

En el Via Crucis, el papa Francisco advirtió sobre “las imágenes de devastación que se convirtieron en ordinarias”

El Papa terminó el Vía Crucis con un mensaje de esperanza: "El bien vencerá, a pesar de su aparente fracaso"

viernes 14 de abril de 2017 - 8:52 pm

El Papa Francisco encabezó la procesión del Vía Crucis en el Coliseo de la ciudad de Roma y advirtió a los presentes sobre “las imágenes de devastación y destrucción que se convirtieron en ordinarias para nosotros”.

“Oh Cristo, nuestro único Salvador, volvimos a ti este año con los ojos bajados de vergüenza y con el corazón lleno de esperanza. Vergüenza por todas las imágenes de todas las imágenes de devastación y destrucción, con naufragios, que se han convertido en ordinarias para nosotros”, inició su mensaje el Pontífice.

Luego hizo referencia a “la sangre inocente que cotidianamente es derramada, de mujeres, de niños, de migrantes, de personas perseguidas por el color de su piel o por su pertenencia étnica, social o por su fe en Cristo”.

El mensaje papal también tuvo lugar para una crítica a los miembros de la Iglesia que “escandalizaron e hirieron el cuerpo de Cristo, dejando arruinarse el corazón y la consagración”.

Asimismo, Francisco dijo sentir “vergüenza por nuestro silencio frente a la injusticia, por nuestras manos vagas para dar y ávidas para quitar y conquistar” y por “nuestros pies veloces por el camino del mal y paralizados por el del bien”.

Para este Vía Crucis, las meditaciones fueron elaboradas por la biblista francesa Anne-Marie Pelletier que decidió no usar las estaciones tradicionales, sino un elenco distinto al que habitualmente se sigue.

Entre los nuevos nombres de las catorce estaciones figura “Jesús es negado por Pedro”, la tercera “Jesús y Pilato”, mientras la última, la decimocuarta, se llama “Jesús en el sepulcro y las mujeres”, tema que desarrolla para hablar de la cuestión femenina, de las mujeres que sufren y al mismo tiempo son capaces de honrar el cuerpo de Cristo, explicó a la prensa.

COMENTARIOS