Política General

Desde la Tupac Amaru denunciaron “persecución política” tras la detención de su líder en Mendoza

Nélida Rojas fue arrestada junto a su esposo y dos de sus hijas. Está acusada de asociación ilícita, coacción agravada, extorsión y estafa

sábado 8 de abril de 2017 - 5:22 pm

Alfredo Guevara y Horacio Báez, abogados de la dirigente de la Tupac Amaru Nélida Rojas que junto a su familia fue detenida en las últimas horas en Mendoza, denunciaron hoy que se trata de otro caso de “persecución política” en el que el gobierno de Alfredo Cornejo “inventa causas para generar impacto mediático y profundizar la estigmatización de organizaciones sociales”.

Rojas, junto a su marido y dos hijas, fueron detenidos ayer por la tarde en el marco de una causa que investiga la presunta estafa en la construcción de viviendas sociales y quedaron a disposición de la fiscal de Lavalle, Gabriela Chávez.

Por su parte, la defensa manifestó en un comunicado que “la fiscal ordenó la detención de los dirigentes a partir de denuncias sin sustento probatorio” y consideraron que se trata de “una decisión política de avanzar sobre este caso y llevar a proceso a los integrantes de la Tupac Amaru”.

Los cargos contra Rojas, su familia y otros integrantes de la organización kirchnerista que fueron imputados, son los de “extorsión, estafa en concurso ideal y asociación ilícita”, precisaron y agregaron que “la calificación de los delitos excede lo denunciado”. “Nélida Rojas se enteró esta mañana, a través de un programa de radio, que habría una orden de detención en su contra. Fue entonces cuando, junto con su abogado, se presentó espontáneamente ante la Justicia”, indicaron en el comunicado.

Guevara y Báez sostuvieron además que “durante la indagatoria la fiscal nos dijo que ella no estaba sola, que la Procuración de Mendoza le había asignado personal para que avanzara en las causas vinculadas con la organización barrial”.

“Este dato sumado a que Cornejo impuso un Fiscal General afín al partido de gobierno, que tanto Nélida Rojas como su familia y todos los acusados estuvieron siempre a derecho, que no surgieron desde el momento de las denuncias hechos nuevos y que la fiscalía no solicitó medidas probatorias, entendemos que se tomó, en un año electoral, una decisión política de avanzar sobre este caso y llevar a proceso a los integrantes de la Tupac Amaru”, argumentaron.

Por último, informaron que la defensa solicitó “la prisión domiciliara de Leonela y Carla dado que ambas tienen niños pequeños que se encuentran en período de lactancia”.

DyN

COMENTARIOS