Policiales

Un chico de 14 años salió del colegio y murió atropellado por un motochorro

Alfredo Aponte tenía 14 años. Según denunciaron los vecinos del barrio, un adolescente que huía de un robo cruzó un semáforo en rojo y lo embistió. La víctima agonizó dos días

martes 4 de abril de 2017 - 6:47 am

Era un ritual para Alfredo Aponte: se levantaba, despertaba a sus dos hijos mellizos de 14 años y los acompañaba hasta el colegio. En Lomas de Zamora subían al 306 y bajaban en Puente La Noria.

Y allí combinaban con el 101, que los dejaba en la Parroquia Nuestra Señora de Fátima, en Villa Soldati. Después, el hombre -pastelero- se volvía a Lomas, donde entraba a trabajar a las 9.

“Los acompañaba porque yo sufrí muchos robos por la mañana”, recuerda. “Mis hijos estaban preocupadísimos. Se la pasaban comentando los asaltos que padecían sus compañeros al entrar o salir del colegio”.

Aponte los podía acompañar a la mañana. A la tarde, por su trabajo, le era imposible. Los chicos que debían volver hacia el lado de Lomas de Zamora se organizaban para hacerlo juntos, creyendo que así podrían evitar los posibles golpes. Así, sus hijos nunca se volvían solos.

Pero el martes pasado el hijo del empleado, Alfredo Leonardo Aponte, “Leíto” para todos los que lo conocían, salió de la escuela y cruzó la avenida Cruz, para esperar el colectivo.

No pudo llegar a la parada del Metrobus: un motociclista lo atropelló y fue derivado a una clínica cercana. Dos días más tarde moriría en el Hospital de Niños “José María Gutiérrez”.

Según detalla el diario Clarín, la causa está caratulada como “homicidio culposo” por Yamila Bernan, a cargo del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional N° 8.

Según el padre del chico, “la versión es que el motoquero conducía a toda velocidad y cruzó en rojo porque venía de robar”.

Los compañeros de su hijo y los alumnos del colegio lo recordaron con carteles que exigían el esclarecimiento del caso y más seguridad en el barrio.

Además, dejaron velas blancas sobre el lugar donde cayó. El sacerdote de la parroquia los bendijo a todos, al tiempo que le dio el pésame a la familia. Por el caso fue detenido el conductor de la Honda Wave, un adolescente de 18 años, que también sufrió heridas.

Según dijeron fuentes de la investigación, tiene antecedentes delictivos y anoche continuaba detenido. La moto estaba a nombre de un familiar.

“La hipótesis de que escapaban de un robo es porque minutos antes del accidente una mujer fue asaltada adentro del predio de la escuela por ladrones en dos motos”, comenta una de las administradoras de “Vecinos organizados por Soldati”, una página de Facebook donde se denuncian estos casos.

COMENTARIOS