23 de Febrero

Un día como hoy, de 1958, Arturo Frondizi, es elegido presidente, luego de un acuerdo con el peronismo

Un 23 de febrero, el candidato de la UCR Intransigente, llega al poder luego de un acuerdo con el peronismo, preescripto por ese entonces

domingo 23 de febrero de 2014 - 2:48 am

El 23 de febrero del año 1958, Arturo Frondizi llegaba al Gobierno a través de las elecciones, luego de un acuerdo con el peronismo. Durante las elecciones de 1958, el Partido Justicialista se encontraba prohibido por el golpe militar que había derrocado al gobierno de Juan Domingo Perón; entonces, durante el exilio en España, Frondizi mandó a su asesor, Rogelio Frigerio, a contactarse con John William Cooke (un delegado de Juan Domingo Perón exiliado en Venezuela). Frigerio viajó para sellar el apoyo que Perón debía darle al candidato a la Presidencia de la Nación, Arturo Frondizi, en las elecciones de 1958.

Así, el pacto se realizó a través de algunas reuniones, primero en Caracas en enero de 1958 y luego en Ciudad Trujillo en la República Dominicana en marzo del 1958. El pacto constó en que Perón llamaría por teléfono y le sugeriría a sus seguidores que votasen por Frondizi, y, en caso de que este ganara las elecciones, se comprometería a volver a restaurar los sindicatos como la CGT y a quitar aquellos decretos que prohibían que el peronismo se presentase en elecciones.

La UCR del Pueblo propuso la fórmula Balbín-Del Castillo, obteniendo por ello 2 416 408 votos, contra la UCR Intransigente, que postuló a Frondizi-Gómez, triunfando éstos con 4 049 230 votos. A juicio del historiador Félix Luna, los apoyos que aseguraron el éxito de Frondizi fueron heterogéneos: peronistas (aconsejados por Perón, quien había llegado a un acuerdo con el candidato); católicos y nacionalistas (simpatizantes con la postura antidivorcista y de libre enseñanza defendida por el radical); y sectores de izquierda (atraídos por sus ideas progresistas). El 1 de mayo, el general Pedro Eugenio Aramburu entregó el mando al presidente elegido por sufragio el 23 de febrero de 1958 a Arturo Frondizi.

Fue decisivo el empeño del general Pedro Aramburu para impedir que prosperasen los planes que los militares tenían preparados en caso de que saliese ganador Frondizi, ya que la mayoría de los oficiales lo asociaban como una amenaza a un posible retorno peronista, temiéndolo también por la relación que tenía éste con Frigerio, quien contaba con colaboradores salidos de las filas del Partido Socialista (máximo enemigo ideológico de los militares por entonces). La resolución del general Aramburu fue la de entregar el mando a quien ganase las elecciones.

COMENTARIOS