Sociedad

Madre de María Cash: “Ojalá sea ella”

Carmen Gallego dice que no reconoce la letra, pero está esperanzada: "Estoy segura que este año mi hija va a aparecer", dice

jueves 19 de enero de 2017 - 9:41 am

Entre el lunes y el martes aparecieron mensajes firmados supuestamente por María Cash, la diseñadora desaparecida desde julio de 2011, en baños de estaciones de servicio de Garayalde en Chubut y Cañadón Seco en Santa Cruz donde aseguraba que era llevada a Las Heras, un pueblo petrolero de 22mil habitantes donde la explotación sexual de mujeres de otros lugares era moneda corriente. E

Garayalde es un parador que queda a mitad de camino entre Trelew y Comodoro Rivadavia, en Chubut. Se trata de una parada obligada que cuenta con un un amplio salón comedor y dos sanitarios grandes y limpios. En la puerta de uno de ellos se encontró este mensaje: “Ayuda. Soy María Cash. Me llevan a un pueblo de Las Heras en un auto blanco Sandero DEN 232. Avisen auxilio”.

Madre-María Cash

Un mensaje similar pero sin tantas referencias se encontró en la pequeña localidad de Cañadón Seco en el norte de Santa Cruz, un pueblo de 900 habitantes que también mueve su economía a través del petróleo.

Su madre Carmen Gallego considera que si bien no reconoce la letra y que puede tratarse de cualquier cosa, no pierde la esperanza. “Ojalá sea ella”, aseguró a distintos medios. “Estoy segura que este año mi hija va a aparecer”, dijo a Clarín.

No obstante, las primeras conclusiones de los investigadores pusieron en duda la veracidad de los mensajes hallados. La chapa DEN 232 que figura en el mensaje escrito supuestamente por la joven no pertenece a un Renault Sandero sino a un Fiat Uno con pedido de secuestro por robo en San Isidro. Además, las patentes que comienzan con D remiten a vehículos comercializados entre 2000 y 2003, época en la que los Renault Sandero todavía no se fabricaban.

María Cash desapareció en julio de 2011 cuando viajaba desde Retiro hacia Jujuy. Tenía 29 años y era una diseñadora talentosa, linda y sociable. Desde ese momento se informó que se la vio desorientada por distintos puntos del país y comenzó a sonar cada vez más fuerte la posibilidad de que haya sido capturada por una red de trata. Su padre, Federico Cash, murió en el 2014 buscándola, en un choque en una rata de La Pampa.

COMENTARIOS