Caso Milagro Sala

Qué dijo Milagro Sala antes de conocer su sentencia

"No robamos nada, hemos trabajado y dignificado a miles de compañeros. Ese fue nuestro pecado", aseguró la jefa de la Tupac Amaru

miércoles 28 de diciembre de 2016 - 7:49 pm

El Tribunal Oral Federal de Jujuy condenó este miércoles a la líder de la Tupac Amaru, Milagro Sala, a tres años de prisión en suspenso por un ataque al ahora gobernador Gerardo Morales en 2009.

En el inicio de la audiencia, el tribunal le dio la oportunidad a los imputados de pronunciarse por última vez antes de conocer si son condenados o absueltos. Esto es lo que dijo:

“Siento mucho dolor interno por la injusticia que estamos viviendo, porque no robamos nada, hemos trabajado y dignificado a miles de compañeros. Ese fue nuestro pecado”, se lamentó Sala ante del tribunal. “Dignificar a los que menos tienen me significó estar sentada en este sillón”, insistió.

“Mis padres me enseñaron a educarse, a no mentir, a progresar en la vida y a trabajar, y eso enseñamos. Porque trabajar es dignificarnos. La cultura del trabajo es muy importante, tratamos de volver a instalarla después década del 90, del 2001, cuando De la Rúa y algunos que destruyeron el país nos conformaban con un plan trabajar y nos decían que había que recibir sin trabajar. Volvimos a instalar la cultura del trabajo, volvimos a inculcar también que había que construir nuestra propia vivienda, nuestro propio futuro, sin pensar en comer hoy, sino hoy, mañana y pasado. Y que los pobres tenemos derecho. Lamentablemente nunca me podría haber imaginado que este costo iba a pagar, de que iban a judicializar las protestas”, concluyó Sala.

Antes había tomado la palabra otra de las imputadas, Graciela López. “En el juicio quedó muy en claro el revanchismo político hacia las organizaciones sociales de un sector del poder político que es el primer responsable de la crisis de 2001. Hoy se criminaliza la protesta”, protestó.

Sala fue detenida el pasado 16 de enero, pero por otra cusa. El juicio en el que hoy fue condenada fue iniciado a partir de una denuncia que le hizo Morales por ser la supuesta instigadora del “escrache” que sufrió en octubre de 2009, cuando le tiraron huevos durante una actividad en el Consejo Superior de Ciencias Económicas. Un testigo aseguró que durante una reunión -en la que no participó- Sala dio la orden de atacar al entonces senador nacional.

COMENTARIOS