Economía

El Gobierno reconoció que trabaja en un proyecto para “regular la rentabilidad” de las empresas

En su habitual conferencia de prensa, el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, precisó que "tenemos que administrar esa cadena de valor" y admitió que "eso tiene que ver con la tasa de rentabilidad"

miércoles 19 de febrero de 2014 - 2:26 pm

El jefe de Gabinete, Jorge Capitanich reveló hoy que el Gobierno está “trabajando” en una nueva legislación que endurezca la regulación del Estado en materia de formación de precios, en relación a las ganancias que se generan, por considerar que algunas empresas “se apropian indebidamente del excedente”.

“Nosotros estamos trabajando también en la revisión de toda la estructura de carácter legislativo, por una razón muy sencilla: porque observamos el ejercicio de posición dominante de algunos sectores”, advirtió Capitanich. [pullquote position=”right”]El Gobierno reconoció que trabaja en un proyecto para “regular rentabilidad empresaria”[/pullquote]

Tras haber denunciado que “existen motivos de carácter especulativo” por parte de aquellas empresas “que tienen más poder de influencia”, el funcionario explicó que “algunos sectores” que distorsionan la cadena de valor “generan aumentos desmesurados de precios de carácter injustificado”.

En su habitual conferencia de prensa, Capitanich precisó que “tenemos que administrar esa cadena de valor” y admitió que “eso tiene que ver con la tasa de rentabilidad”.

En ese sentido, consintió que “existe una regulación laxa por parte del Estado, desde el punto de vista del proceso de formación de precios”.

En cuanto al rol estatal, el Jefe de Gabinete afirmó que “muchos dicen que en un capitalismo serio el control de precios no existe” y afirmó que, a la inversa, “en realidad, el problema tiene que ver con la seriedad de los actores económicos, tanto comerciantes como empresarios”.

Y al respecto, explicó que el Estado “debe regular el comportamiento del funcionamiento del sistema económico para proteger a los más débiles”, ya que “hay grupos poderosos que ejercen posición dominante que ponen el precio que se les antoja y perjudican la cadena de valor”.

También responsabilizó a los “comerciantes inescrupulosos que aumentan por las dudas o empresarios que aumentan por las dudas perjudicando a los consumidores”.

Y concluyó: “en un capitalismo en donde los actores económicos no se comportan seriamente, el Estado debe regular para proteger el bolsillo de los consumidores”. Capitanich explicó que “para construir un capitalismo en serio” hay que hacer una “regulación adecuada en la formación de precios”, más allá de inducir a la “estabilidad cambiaria o monetaria” y también desde el “diseño de política fiscal” y de “una regulación adecuada para que existan los estímulos para la inversión”.

COMENTARIOS