Sociedad

¿Por qué las parejas terminan por WhatsApp?

Entre 1.500 personas, el 54% reconocieron que terminaron con su pareja a través de aplicaciones como WhatsApp o Line porque querían evitar tener que decirlo cara a cara

lunes 10 de febrero de 2014 - 11:27 am

En una reciente encuesta, realizada por SingletonSearch.com (un portal de citas) entre 1.500 personas, el 54%  reconocían que habían roto con su pareja, con la que llevaba un mínimo de tres meses, a través de aplicaciones como WhatsApp o Line  porque querían evitar tener que decirlo a la cara.

“Utilizar el WhatsApp para romper tiene que ver más con la madurez de la persona que con el tipo de relación o con la edad. Alguien que es consciente de cómo entra y sale en las relaciones, sabrá marcar un fin a la relación en persona, tanto si ha sido profunda como si ha sido superficial”, afirma Mila Cahue, psicóloga de pareja del Centro de Psicología Álava Reyes. [pullquote position=”right”]¿Por qué las parejas terminan por WhatsApp?[/pullquote]

Si una persona ha sido capaz de cortar la relación por WhatsApp eso indica su nivel de madurez: “Y bien reflexionado —dice—, quizás sea una suerte, porque antes de entrar en mayores niveles de compromiso se ha podido evitar tomar decisiones conjuntas más importantes”, afirma Cahue.

Un mensaje por WhatsApp nunca va a sustituir una conversación cara a cara. La psicóloga explica los beneficios de ese contacto fundamental: “Una conversación personal permite poder poner punto final digno y sobre todo es un gran ejercicio de contención. Se trata de una situación dolorosa y no hay que meter demasiado el dedo en la llaga. Es triste decirse adiós, pero es una más de las lecciones de la vida a las que, sin duda, se sobrevive y la mayoría de las veces con éxito”.

La experta en parejas advierte que en ocasiones resulta más prudente no saber por qué se ha producido la ruptura. “A veces, hay que escuchar cosas que pueden no gustarnos —recuerda— y es posible que el otro no quiera ofendernos con las verdaderas razones por las que pone punto y final a la relación. Hay que asumir que cada persona tiene sus motivos y hay que respetarlos, nos gusten o no”.

COMENTARIOS