Sociedad

El caso de la maestra que bajó 50 kilos a base de té verde

Una de las claves fue el dejar las gaseosas, ya que tomaba seis latas al día. En cambio, optó por bebidas sin azúcar y, en especial, el té verde, que se convirtió en su mejor aliado por los diferentes beneficios que genera. En el año 2014, comenzó a trabajar con un entrenador personal, realizando cinco sesiones a la semana en el gimnasio

viernes 15 de abril de 2016 - 8:39 am

Una historia de verdadera superación y voluntad. En el año 2011, Donna Docherty pasó por el altar, utilizó un vestido XXL y pesaba alrededor de 100 kilos. En la actualidad, luce una figura muy diferente; gracias a un cambio radical en su dieta y a realizar una variedad de ejercicios, disminuyó su peso a menos de la mitad. [pullquote position=”right”]El caso de la maestra que bajó 50 kilos a base de té verde[/pullquote]

Una de las claves fue el dejar las gaseosas, ya que tomaba seis latas al día. En cambio, optó por bebidas sin azúcar y, en especial, el té verde, que se convirtió en su mejor aliado por los diferentes beneficios que genera.

La maestra, oriunda de Glasgow, en Escocia, comenzó a tener problemas de sobrepeso desde la adolescencia. “Cuando iba a la tienda, compraba comida chatarra para el almuerzo y de paso llevaba comida congelada para la cena”, explicó.

Donna notó que era posible bajar de peso cuando luego de un gran esfuerzo pudo bajar un talle de ropa para el día de casamiento con Kevin Docherty, en 2011.

“A pesar de que era talla 50, me sentí un poco delgada en mi gran día porque el vestido me encajaba bien”, dijo al Daily Mail. “Sabía que si iba a buscar un cambio verdadero no debía hacer la clásica promesa de Año Nuevo y debía comenzar enseguida” afirma.

A partir de 2014, comenzó a trabajar con un entrenador personal, realizando cinco sesiones a la semana en el gimnasio.

“Empecé a hacer ejercicio cardiovascular intenso, así como otros con mi peso corporal. En un año había bajado más de 40 kilos y no podía creer lo bien que me veía y sentía” confiesa la protagonista.

COMENTARIOS