Belleza

A pensarlo dos veces: las consecuencias de reventarse los granitos

Cuando leas esta nota, vas a preferir contener el impulso de querer hacerlo y así evitar marcas que van a durar mucho más tiempo que tu acné

martes 5 de abril de 2016 - 2:51 pm

Según la Academia Americana de Dermatología (AAD), el acné se define como una “enfermedad cutánea inflamatoria crónica que se caracteriza por comedones (puntos negros y blancos), espinillas y bultos más profundos (quistes o nódulos) que se dan en la cara, cuello, pecho, espalda, hombros y antebrazos”.

El origen es muy variado y muchos recurren a querer sacárselos por sus propios medios perjudicando a la larga la piel. Los principales efectos adversos que genera hacer esto son los siguientes:

1. Lo empeora: el alivio es temporal, ya que luego empeora la inflamación además de que el grano va a reaparecer  por más tiempo e incluso más rojo e irritado.

2. Puede quedar marca: al romper la piel para sacar el pus se produce una cicatriz y, como cualquier otro corte, esto puede generar irritación y marcas permanentes.

3. Pueden introducirse bacterias a tu piel: al abrir el área afectada, hay más posibilidades que las bacterias se introduzcan

4. Podés sufrir una infección grave: según la dermatóloga Cynthia Bailey, “los vasos sanguíneos de aquí se comunican directamente con vasos sanguíneos en tu cerebro. Si el pus de un grano infectado se mete a tu piel en lugar de salir a la superficie, podrías tener un problema mucho más serio que simplemente acné; la infección de tejido más profunda puede expandirse hasta el cerebro, donde puede generar una muy rara condición llamada trombosis del seno cavernoso”.

5. Tu piel podría dañarse permanentemente: al hacerlo de forma inadecuada, es mejor controlar el impulso y evitar que estas marcas duren por el resto de tu vida. [pullquote position=”right”]A pensarlo dos veces: las consecuencias de reventarse los granitos[/pullquote]

COMENTARIOS