Relaciones bilaterales

José “Pepe” Mujica: “Se está recomponiendo la relación con la Argentina”

"Intercambiamos las metodologías que tenemos que aplicar en este proceso. Una de ellas es no hacer declaraciones públicas", señaló.

sábado 1 de febrero de 2014 - 9:49 pm

Tras reunirse con Cristina Kirchner el martes en La Habana en el marco de la cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC), José Mujica, el presidente de Uruguay, sostuvo que “Se está recomponiendo la relación con Argentina. Los países no se mudan”. De todos modos, señaló que se debe “seguir trabajando siempre” para acercar posiciones en torno a los temas que son objeto de discordia. “Esperemos cocinar los chicharrones para ver los resultados”, acotó.

Mujica evitó dar detalles de los conversado con CFK. “Intercambiamos las metodologías que tenemos que aplicar en este proceso. Una de ellas es no hacer declaraciones públicas”, señaló.
Según informa el diario uruguayo El Observador, el gobernante evitó dar precisiones, pero aseguró que logró bajar la “tensión tácita” que existía en la “relación regional”

Las relaciones entre la Argentina y Uruguay están tirantes hace meses a raíz de las diferencias en materia de políticas comerciales. Desde el otro lado del Río de la Plata creen que algunas decisiones de la Casa Rosada que afectan a ese país obedecen al diferendo que provocó la autorización que dio Mujica a la pastera ex Botnia para aumentar su producción.

[pullquote position=”center”]José “Pepe” Mujica: “Se está recomponiendo la relación con la Argentina”[/pullquote]

Mujica y Cristina no se reunían desde el 1 de octubre, cuando coincidieron en Buenos Aires en un acto.

La decisión de Mujica de autorizar un incremento en la producción de una planta de celulosa en el compartido río Uruguay -considerada por la Argentina como contaminante y que años atrás desató un diferendo bilateral- complicó la relación entre ambas naciones.

Tras el aumento de la producción en la planta de UPM (ex Botnia) Buenos Aires prohibió el trasbordo de cargas en puertos uruguayos, una medida considerada como represalia por parte de Montevideo. Lo cual se sumó a decisiones anteriores del Gobierno, como las restricciones a las importaciones y a la salida de dólares, lo que disminuyó el comercio bilateral y el turismo argentino hacia Uruguay.

COMENTARIOS