Mundo Saludable

Del gimnasio a la ducha: ¿cuánto conviene esperar para bañarse?

Ni apenas llegamos a casa, ni tres horas después. No corras riesgos ni arruines tu momento de relajación post-ejercicio, y seguí este simple consejo

domingo 9 de agosto de 2015 - 4:55 pm

Te entendemos: estás cansado, transpirado, y probablemente querés saltar abajo de una buena ducha caliente. Incluso, muchos no tienen tiempo de llegar a su casa, y lo hacen en el gimnasio.

Sin embargo, una ducha demasiado próxima a la realización de algún tipo de actividad física no siempre es una decisión acertada. ¿Por qué?

[pullquote position=”right”]Del gimnasio a la ducha: ¿cuánto conviene esperar para bañarse?[/pullquote]

Si la distancia entre el deporte y el baño es muy corta, corremos el riesgo de seguir transpirando incluso después de haber salido de la ducha.

Por otro lado, un tiempo demasiado largo puede traer el riesgo de un resfrío.

Entonces, el momento perfecto para la ducha es exactamente cuando el cuerpo termina de transpirar, y está más seco.

¿Otra recomendación? Utilizar agua tibia, al menos en el principio.

COMENTARIOS