Policiales

Anciana se muere de un susto en asalto a funeraria

Tres asaltantes asustaron hoy a una mujer de 81 años en una funeraria de José C. Paz. La redujeron, y su nieto la encontró muerta culpa de un susto en su cama

sábado 2 de mayo de 2015 - 7:57 pm

Una anciana de 81 años murió infartada este sábado cuando tres delincuentes la tomaron como rehén en su propia casa en la localidad bonaerense de José C. Paz.

Los delincuentes, entre los que había una mujer, entraron a la vivienda de  María Esther Quetglas, de 81 años, por una puerta interna de una famosa empresa funeraria y le desvalijaron la casa. En el comercio ya habían logrado reducir a un nieto de la anciana.

[pullquote position=”right”]Anciana se muere de un susto en asalto a funeraria[/pullquote]

Según informó Fernando Vázquez para Crónica, los hechos comenzaron cuando Horacio Martín Oviedo, de 21 años, se hallaba en uno de los locales de la cochería de su familia (Avenida Presidente Juan Domingo Perón 3.900) y un individuo de aproximadamente 35 años y una mujer de alrededor de 40 arribaron al establecimiento con la excusa de contratar un servicio.

Un tercer asaltante, de unos 30 años, se sumó a sus cómplices cuando el joven les mostraba los ataúdes en la parte trasera del establecimiento. Entonces lo redujeron por la fuerza amenazándolo con armas de fuego y lo ataron con precintos plásticos.

Mientras revisaban el local, los delincuentes encontraron una puerta lateral que conducía  ala casa donde se encontraba la mujer de 81 años, a la que también ataron.

Cuando su nieta logró zafarse para rescatarla, Esther Quetglas yacía muerta, boca arriba, sobre la cama.

Los peritos indicaron que la víctima murió consecuencia de un ataque cardíaco que padeció debido a la enorme tensión del asalto.

COMENTARIOS