Fondos Buitre

Conflicto por el pago de la deuda: el Gobierno le pone un veedor al Citibank

La Presidenta presionó al banco para girar el dinero de un bono bloqueado por Griesa. Designaron a un economista cercano a Kicillof para controlar el pago

sábado 21 de marzo de 2015 - 8:32 am

La presidenta Cristina de Kirchner redobló ayer la presión sobre el Citibank para que acate la ley argentina y la Comisión Nacional de Valores le designó un veedor. Tal y como anticipó este diario en su edición del jueves, el ente regulador dispuso finalmente a un inspector que se encargará de fiscalizar los movimientos del banco hasta el 31 de marzo, fecha en la que vence el servicio de intereses de los bonos par. El Gobierno busca que ese día el banco cumpla con la normativa argentina y deposite el dinero a todos los tenedores de títulos, pese a la restricción impuesta por el juez Thomas Griesa.

“Los bancos que están operando en la Argentina deben cumplir las leyes argentinas”, advirtió ayer Cristina de Kirchner en un acto.

“Va a haber un seguimiento diario, remoto o presencial, de los movimientos del banco hasta el 31 de marzo, porque ese día deben disparar el pago”, explicaron a Clarín desde la CNV. El encargado de concretar esa fiscalización será David Jacoby, un economista de 32 años cercano a Axel Kicillof. “El principal objetivo del trabajo en conjunto que llevarán a cabo CNV y Citibank Argentina, es garantizar el pleno cumplimiento de la Ley de Mercado de Capitales, ejerciendo este organismo todas sus facultades de fiscalización conforme lo establecido en dicha ley”, sostuvo en un comunicado el organismo. La medida fue tomada apenas unas horas después de que Cristian Girard, presidente de la CNV, irrumpiera en la entidad.

Como anticipó este diario, la decisión de la CNV se amparó en el inciso “A” del artículo 20 de la Ley 26.831 de Mercado de Capitales, creado por el actual presidente del BCRA, Alejandro Vanoli. Según esa norma el organismo puede:

*Designar veedores con facultad de veto de las resoluciones adoptadas por los órganos de administración de la entidad,

* Separar a los órganos de administración de la entidad por un plazo máximo de 180 días hasta regularizar las deficiencias,

*Iniciar acciones judiciales y reclamar judicialmente el cumplimiento de sus decisiones y denunciar delitos,

“Se acordó, entre otras cuestiones, que Citibank Argentina presentará al veedor diariamente el cierre de operaciones de subcuentas comitentes afectadas al pago de rentas de bonos Par bajo ley argentina pagaderos en dólares”. Estos son los títulos que, ante la consulta del banco, Griesa ordenó no pagar pese a que se trata de especies emitidas bajo la normativa argentina. El juez neoyorkino había amparado esa decisión en el concepto de pari passu que exige al país pagar a los fondos buitre antes que otros acreedores.

Pese a que se trata apenas del 3% del total de tenedores de bonos ley argentina (que equivalen a unos US$ 3,7 millones), la orden de Griesa dejó al Citibank en el medio de una encrucijada judicial. Desde la casa matriz no quieren entrar en conflicto con la justicia de EE.UU.. Pero la filial local está sujeta a la normativa de Argentina. Además, si la entidad decide no pagar podría ser demandada por los tenedores por incumplimiento de contrato.

El lunes, el ministerio de Economía envió una carta al Citi exigiendo que defina qué postura iba a adoptar frente al vencimiento. Y el banco respondió dos días después: “Citibank Argentina, por ser una entidad financiera Argentina, sujeta a las leyes y regulaciones de la República Argentina y con licencia bancaria otorgada por el Banco Central de la República Argentina, está obligada a tomar las medidas necesarias para cumplir, en todo momento, con las obligaciones emergentes de los contratos con sus clientes en Argentina”.

En Economía como en la CNV, no confían en la disposición del banco a desembolsar. “Estar obligado a pagar no es garantía suficiente de que vayan a cumplir”, explicó a este diario una fuente oficial.

COMENTARIOS