Muerte del fiscal Nisman

Caso Nisman: ¿Lagomarsino sabe más de lo que dice? Misterios y dudas por el nuevo testimonio de Arroyo Salgado

La “pista” que aportó el informe presentado por la ex mujer del fallecido fiscal introdujo mayor tensión entre la querella y la defensa del colaborador informático

miércoles 11 de marzo de 2015 - 6:06 am

Por estas horas, la causa que investiga la muerte del fiscal Alberto Nisman atraviesa momentos clave. Para no perder tiempo, ayer, la querellante y ex esposa del fiscal, la jueza Sandra Arroyo Salgado, se presentó en la fiscalía de manera sorpresiva con la meta de impulsar el asesinato como principal línea de investigación.
[pullquote position=”right”]Caso Nisman: ¿Lagomarsino sabe más de lo que dice? Misterios y dudas por el nuevo testimonio de Arroyo Salgado[/pullquote]

Cuatro días después de presentar el informe de sus peritos, el lunes por la tarde,  la magistrada le dijo “cara a cara” a la fiscal Viviana Fein que a su ex marido, padre de sus dos hijas, “lo mataron”. Y, de acuerdo a versiones difundidas por el canal C5N, Arroyo Salgado habría deslizado que el móvil del asesinato está relacionado a cuestiones económicas.

La “pista” que aportó el informe presentado por la ex mujer de Nisman introdujo mayor tensión entre la querella y la defensa del colaborador informático Diego Lagomarsino. Tal es así, que el abogado defensor Maximiliano Rusconi se apresuró en pedir copia de la declaración de Arroyo Salgado, según lo publicado por el portal TotalNews.

¿La jueza le indicó a Fein que el informático sabe más de lo que dice? Si bien no trascendieron los detalles del encuentro, lo cierto es que horas después del mismo la Policía Metropolitana allanó el domicilio de Lagomarsino, del que retiró dispositivos informáticos y algunas prendas de vestir.

El principal punto de fricción entre Arroyo Salgado y Lagomarsino se debe a la hora de muerte de Nisman. Los forenses convocados por la jueza afirmaron que Nisman murió entre las 16 y las 20 horas del sábado, lo que complica al dueño del arma, por acercarlo cada vez más a la escena del crimen.

Rusconi rechazó esa hipótesis: “Arroyo Salgado sabe bien que a las 8 de la mañana del domingo 18 de enero alguien, suponemos que el fiscal Nisman ingresó a su computadora, leyó los diarios e ingresó a su casilla de mails”.

COMENTARIOS