Superbowl

Las publicidades imperdibles del Super Bowl

La final del fútbol americano es, desde hace años, el mayor espectáculo comercial de Estados Unidos, por lo que las empresas apuestan siempre a promocionar en ese evento sus productos

martes 3 de febrero de 2015 - 8:10 am

La final de la liga de fútbol americano en Estados Unidos, conocida como la noche del Super Bowl, es mucho más que un evento deportivo.
[pullquote position="right"]Las publicidades imperdibles del Super Bowl[/pullquote]

Ocurre que su transmisión televisiva es vista por centenares de millones de personas de todo el mundo y, por eso, cada año se consolida como el mayor espectáculo comercial. Así, todas las empresas se sacan chispa para quedarse con un espacio del evento y de esta forma poder promocionar sus productos.

Este año, la cadena NBC cobró una tarifa media de 4,5 millones por 30 segundos de publicidad. Pese a las increíbles cifras solicitadas, todo el espacio publicitario estaba vendido a mediados de enero.

En este sentido, una de las sorpresas de la noche fue la aparición en un anuncio de Walter White, el protagonista de la existosa serie Breaking Bad.

La mencionada publicidad, de la empresa de seguros Esurance, muestra al actor Bryan Cranston trabajando detrás del mostrador de una farmacia con el traje amarillo, con el que en la serie cocinaba metafetamina.

Por otra parte, una de los anuncios más polémicos fue el que tuvo como protagonista a la modelo Charlotte McKinney, que presentó de forma muy particular la primera hamburguesa sin añadidos de la marca Carl's.

La cervecería Budweisser, que consiguió uno de los hits del año pasado con un video de un cachorro y un caballo que se convirtió en un fenómeno viral, volvió a apostar por esa fórmula.

Y previo al Super Bowl, el gobierno ecuatoriano comunicó que invertiría 2,9 millones de dólares para impulsar el turismo en ese país, con lo cual espera lograr un aumento del 10% en los ingresos que dejan los visitantes.

Y, por último, la polémica Kim Kardashian, riéndose un poco de sí misma, prestó su imagen y sus curvas a la compañía T-Mobile.

COMENTARIOS