Seguinos en nuestras redes

Nacionales

Aunque se desliga, el Estado ya es el controlante de las eléctricas

Tiene directores oficialistas que monitorean el día a día de las compañías. Tuvo razones para rescindir el contrato en los últimos años y no lo hizo

El Gobierno amenaza con estatizar el servicio eléctrico en la Ciudad de Buenos Aires, para desligarse de los cortes de luz de los últimos días. Pero más allá de los dichos del ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, y del jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, el Estado ya interviene directamente en la operación de las compañías distribuidoras Edenor y Edesur, responsables de llevar la electricidad a los hogares. No sólo porque no autoriza aumentos de tarifas. Tiene gente sentada en los directorios.

Algunas situaciones son hasta cómicas. Emanuel Álvarez Agis, secretario de Política  Económica y viceministro de Axel Kicillof  en el Palacio de Hacienda comenzó a transitar su camino profesional en el departamento de Compras de Energía de Edenor. En ese área trabajó hasta 2007. Pero su regreso a la compañía controlada por Pampa Energía en 2012 fue por la puerta grande, como director de la empresa en representación del Estado. Roberto Baratta, coordinador del Ministerio de Planificación, tuvo un fugaz paso hace años como pasante por la distribuidora, y ahora cada vez que hay crisis se instala en las firmas para “contener el conflicto”.

Álvarez Agis junto con Victoria Von Storch, Eduardo Setti, Marcela Sacavini y Eduardo Endeisa ocupan las sillas heredadas por el Estado tras la estatización de las AFJP. Todos responden a Kicillof. En total, la Casa Rosada controla cinco de los 12 miembros del Directorio. En las práctica, actúan como controllers de la eléctrica: siguen al detalle sus números contables y están al tanto de todas sus operaciones técnicas y comerciales. De hecho, el año pasado, Kicillof encomendó a sus colabores que aprovechen su inserción en Edenor para explorar en profundidad la situación financiera real del negocio de distribución eléctrica.

En Edesur, la dinámica con el Gobierno es diferente en las formas, aunque similar en la cuestión de fondo. El Ejecutivo no tiene el acceso institucional en la empresa controlada por la italiana Enel (controlante de Endesa) que sí tiene en Edenor. No integra el Directorio, pero ante la endeblez financiera de la distribuidora, la Casa Rosada estableció una cuasi intervención de su área administrativa, por lo que hoy en día está al tanto en tiempo real de las finanzas de la eléctrica.

A raíz de ese relevamiento exhaustivo, el Gobierno apañó que a mediados de este año las distribuidoras dejaran de pagar parte de la factura de la energía que le compran a Cammesa, la administradora del mercado eléctrico mayorista. En rigor, ese incumplimiento es motivo suficiente para rescindir el contrato de concesión de las distribuidora, pero sabedor de la precariedad de los números de las empresas, el Ejecutivo optó por mirar para el costado y dejar pasar la irregularidad.

En ese marco, más allá de la iniciativa comunicacional del Gobierno para desligarse de la responsabilidad por los cortes que esta semana afectaron el servicio de luz de miles de vecinos de Capital y el conurbano, lo cierto es que las empresas distribuidoras habían advertido en reiteradas ocasiones sobre la precarización del tejido eléctrico como consecuencia de la delicada situación económica-financiera de los privados.

PERFIL accedió a la carta que el presidente de Edenor, Ricardo Torres, presentó en la mesa de entradas de Cammesa, la administradora del mercado eléctrico mayorista, en abril de 2012 en la que el directivo advertía que “si no se toman medidas urgentes, prevemos serias consecuencias en el corto plazo“. Edenor tuvo en 2012 un rojo de $ 1002 millones. La postura de Edesur, la otra gran distribuidora del área Metropolitana, fue más cauta. Comunicó sus reclamos bajo el paraguas del gobierno italiano, en representación de Enel. En 2012, la Cancillería italiana le hizo llegar una nota a la presidenta Cristina Kirchner en la que avisaba que la precaria condición económica de la empresa (perdió $ 802 millones en 2012) podría afectar el servicio eléctrico.

Del ocultamiento a la amenaza. El lunes pasado, una serie de cortes de luz había calentado aún más el horno que fue la Ciudad de Buenos Aires en plena ola de calor. Mucha gente reclamó en la calle. Sin embargo, la portada del diario El Argentino, del empresario kirchnerista Sergio Szpolski tituló: “Por el calor, el consumo de energía eléctrica fue récord histórico”. Se lo atribuyó al crecimiento y a la “mejora de la calidad de vida de la población”. No figuró la palabra “corte” en ningún lugar. Cuando la prensa oficialista sí reconoció los “cortes de luz”,  el mensaje se encauzó hacia la amenaza de una  estatización, como se vio en la portada de otro diario de Szpolski, en este caso, Tiempo Argentino, que ayer se hizo eco de la advertencia.

 

Fuente: Perfil.com

Gran Buenos Aires

Video | Axel Kicillof fue abucheado durante un recital en Villa Gesell

Sucedió en un espectáculo de Los Auténticos Decadentes. Además, el público escrachó al intendente de la localidad

Durante su estadía en Villa Gesell, Axel Kicillof participó de la Fiesta de la Diversidad Cultural en un recital de Los Auténticos Decadentes, en donde fue abucheado por la multitud presente en el espectáculo.

El episodio ocurrió el sábado pero recientemente se conocieron imágenes del mismo. La escena de silbidos y abucheos comenzó cuando el intendente de la ciudad, Gustavo Barrera, se apareció en el escenario.

En ese momento se dieron las primeras intervenciones de la audiencia, audiblemente molesta.

“Gracias Axel por acompañarnos en esta fiesta” se lo escucha decir en la grabación divulgada por el canal LN+. Inmediatamente los abucheos se escucharon entre los presentes y se enfocó al gobernador, quien se mantuvo en su asiento y no pasó al escenario.

Continuar leyendo

Capital Federal

Para tener en cuenta: se prorrogó la vigencia de las licencias de conducir por dos años en CABA

La medida aplica para aquellos que tienen vencimiento entre el 1 de enero de 2022 y el 14 de febrero de 2025, pero que fueron emitidas antes de la declaración de la pandemia

Información clave en materia de tránsito: el Gobierno porteño dictó un Decreto de Necesidad y Urgencia 11/21 que permite la prórroga por dos años de la vigencia de aquellas licencias de conducir que tengan vencimiento entre el 1 de enero de 2022 y el 14 de febrero de 2025.

El texto de la norma indica: “Prorrógase, por el término de dos años, la vigencia de las licencias de conducir cuyo vencimiento original opere entre los días 1° de enero de 2022 y el día 14 de febrero de 2025, emitidas antes del 17 de marzo del año 2020″.

Sin embargo, el trámite no es automático y el conductor deberá gestionar la reimpresión de su carnet, a través de un procedimiento on line, y así obtener la credencial con la nueva fecha donde constará la extensión.

Para realizar la prórroga, los titulares de las licencias tienen la obligación de tramitar la “reimpresión de licencia de conducir con dos años de extensión – Covid-19″, en la cual constará la nueva fecha de vencimiento de la habilitación, según se desprende de la información publicada en el Boletín Oficial.

Quienes deban realizar este trámite podrán hacerlo mediante los canales virtuales y a partir de los 30 días anteriores al vencimiento inicial.

Los conductores que ya habían hecho uso de una extensión durante 2020 y 2021 no podrán acceder a este beneficio de carácter excepcional por la emergencia sanitaria que, de acuerdo a la norma, rige hasta el próximo 31 de octubre.

Continuar leyendo

Gran Buenos Aires

Solicitan que Santilli y Gollan validen que viven en la Provincia para poder ser candidatos

La Constitución Nacional exige que el candidato a diputado nacional haya nacido en el territorio por la que se presenta o tener al menos dos años de residencia

La Justicia federal electoral citó a los candidatos a diputados nacionales Daniel Gollan (Frente de Todos), Diego Santilli, Hernán Lombardi (Juntos), Hugo Bodart (Frente de izquierda y Trabajadores), Carolina Castro y Carlos Legnani Grotto (Vamos con vos) para que acrediten su residencia en la provincia de Buenos Aires.

Un dato clave: la Constitución Nacional exige que el aspirante haya nacido en el territorio por la que se presenta o tener al menos dos años de residencia.

Los protagonistas mencionados deberán asistir personalmente este miércoles al Juzgado Federal N°1 en La Plata, para acreditar su domicilio en provincia ante el juez Alejo Ramos Padilla.

Previo a las PASO se había intimado a las juntas partidarias que informaran si habían verificado la situación de los precandidatos a diputados nacionales que no habían nacido en la provincia.

“Cada Junta Electoral aportó la resolución en la que daba cuenta de aquella verificación y tenía por constatados esos requisitos, por lo que se resolvió estar a lo resuelto para cada una de las Juntas”, indicaron desde la Justicia Electoral.

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR