Cortes de luz

Arrancar el año a oscuras: vecinos del área metropolitana ya cumplen su tercer día sin luz

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, los barrios más afectados son Flores, Villa Crespo, Caballito, Villa General Mitre, Villa Santa Rita y Mataderos. En provincia de Buenos Aires, reportan falta de suministro en Hurlingam, Lanús y Lomas de Zamora

viernes 2 de enero de 2015 - 8:17 am

Vecinos de Capital Federal y el Conurbano denuncian, al menos desde hace tres días, cortes de energía que se prolongan durante más de diez horas.

“El año pasado tuvimos varios cortes y, supuestamente, realizaron obras en la zona. Realmente no sabemos qué hicieron porque, con menos de 25°C, amanecimos sin luz el 1 de enero. Tengo medicamentos en la heladera que ahora están en una caja de telgopor con hielo”, dijo a InfobaeBárbara, una joven que vive en la intersección de las calles Bustillo y Quirno, en Flores.Flavio, otro vecino de la zona, aseguró que está “sin luz desde el 29 de diciembre”. Luego, agregó: “Cada vez que llamo, me dan un número nuevo de reclamo, los pierden. No hay día ni horario para el regreso de la luz”.
A las 22 horas del primer día del año, Juan Pablo aún esperaba una cuadrilla de Edesur que, según le habían prometido por teléfono en la empresa distribuidora, llegaría a su cuadra.”Estoy sin luz hace 47 horas, exactamente”, dijo a este medio. Además, agregó: “Al edificio de al lado también le dijeron que iban a mandar técnicos, el 31 de diciembre a la tarde. No vinieron”.
Por otro lado, un vecino de Villa Crespo, que vive en Corrientes al 5.300, indicó que los habitantes de la zona están “desganados, acostumbrados y cansados”. A su vez, cuestionó que “nadie viene a avisar nada, ni a ayudar a la gente mayor”.
Cabe destacar que, durante los últimos dos meses, los vecinos protagonizaron piquetes en todos los barrios mencionados. Sin embargo, desde el 19 de diciembre en adelante, los cortes de luz aumentaron su frecuencia, y también su duración. El 31 de diciembre de 2014, cientos de familias brindaron a oscuras en los barrios más afectados.

COMENTARIOS