Impuestos

Arba pondrá un centenar de cámaras en la Costa para controlar la evasión impositiva

Se buscará evitar la evasión tributaria con dispositivos ubicados en restaurantes, cocheras y boliches bailables. Estarán a partir de enero

viernes 26 de diciembre de 2014 - 4:35 pm

La Agencia de Recaudación de Buenos Aires (ARBA) dispondrá a partir de enero de más de cien cámaras fijas y móviles para controlar la evasión tributaria en restaurantes, cocheras, boliches bailables, y detectar vehículos con deudas de patente, informó hoy el director ejecutivo del organismo, Iván Budassi. [pullquote position=”right”]Arba pondrá un centenar de cámaras en la Costa para controlar la evasión impositiva[/pullquote]

El funcionario señaló que “el sistema de monitoreo con cámaras móviles nos posibilitará detectar, tanto automóviles que tengan pedido de secuestro policial, como aquellos con altos niveles de deuda impositiva”.

Explicó que esto será posible a través de un software inteligente que lee las patentes de los vehículos y las cruza en forma automática con las bases de datos policiales y también con las de ARBA.

Budassi indicó que “en la costa habrá 4 cámaras móviles que circularán en forma constante y otras que estarán instaladas en los accesos a Pinamar, Mar del Plata, San Clemente, Villa Gesell, Cariló y Mar de las Pampas, para controlar el flujo vehicular”.

Cuando las cámaras localicen un vehículo con deuda, el sistema lo situará de inmediato en un mapa digital y los inspectores ubicados en puestos de control de ARBA serán alertados para detenerlo, con apoyo policial, de manera de proceder a recuperar la deuda, y recién cuando el contribuyente pague (puede hacerlo en el acto con tarjeta), el auto le será restituido.

Los fiscalizadores de ARBA contarán también con el apoyo de más de ochenta cámaras que se instalarán en los accesos de boliches bailables, restaurantes y cocheras.

Budassi detalló que los resultados que surjan del sistema de cámaras inteligentes se cruzarán con otras fuentes de información que tiene el organismo y aclaró que “los controles estarán centrados sobre los responsables tributarios de estos locales y no sobre sus clientes, cuya privacidad estará absolutamente resguardada por el secreto fiscal”.

 

DyN

COMENTARIOS