Caso Benedit

Una supuesta deuda de Mariano Benedit, la nueva pista de los investigadores

La fiscal está esperando el resultado de las cámaras de seguridad del casino, a donde habría ido el financista con u$s150 mil en su poder, para intentar pagar una deuda de casi medio millón de dólares

viernes 19 de diciembre de 2014 - 1:09 pm

La reconstrucción de las últimas horas del financista encontrado muerto en Puerto Madero, Mariano Benedit, son claves para dilucidar finalmente si el joven se quitó la vida o si se trata de un crimen. Los investigadores están detrás de una pista que indicaría que el joven fue al Casino de Puerto Madero el día de su muerte, en busca de dinero para saldar una deuda cercana a los 450 mil dólares.

Esta mañana, encontraron la vaina de la bala 9 milímetros que mató a este joven de 31 años a sólo un metro del lugar en donde estaba el cadáver; además, bien temprano, los investigadores también pudieron confirmar que Benedit ingresó y salió del del Banco de Valores, que se ubica en el subsuelo de la Bolsa de Valores de Buenos Aires, según consta en las actas de la entidad. Pero no sólo esto, sino que además retiró 150.000 dólares de la caja de seguridad que la firma financiera de la familia posee en ese lugar. [pullquote position=”right”]Una supuesta deuda de Mariano Benedit, la nueva pista de los invetsigadores[/pullquote]

La expectativa está en busca en el análisis -en tiempo real- de las filmaciones del martes pasado tomadas por las cámaras de seguridad del Casino Flotante en Puerto Madero, a unas cuadras del lugar donde se halló el cuerpo, para saber si pudo haber pasado por allí entre las 12.30 del martes, cuando salió de su casa, y las 16 o 17, hora en que fue estimado el deceso.

Una de las hipótesis más fuertes que es que el joven pudo haberse acercado al Casino, en busca de dinero, y que los 150 mil dólares pudieron haber sido utilizados allí con el fin de lograr alcanzar la cifra necesaria para pagar la deuda. Esta última hipótesis se sostiene a partir de informes que la fiscal tiene sobre el estado financiero de Benedit, quien habría tenido una deuda tres veces mayor al importe retirado del Banco de la Bolsa, según el dato aportado por un socio de la víctima. Esa misma persona fue la que envió a un cadete con la llave para abrir la oficina ubicada en el piso de Esmeralda 1066.

COMENTARIOS