Mundo Animal

Se dejó devorar por una anaconda, pero no soportó la presión

Paul Rosolie se volvió noticia cuando, para concientizar sobre la deforestación de la selva amazónica, se dejó comer vivo por una anaconda sólo para tener que ser rescatado minutos después

lunes 8 de diciembre de 2014 - 6:27 pm

Con la excusa de llamar la atención sobre la deforestación de la selva amazónica, el conductor del programa Eaten Alive (Comido vivo),  Paul Rosolie, se dejó comer vivo por una Anaconda.

anaconda

En el programa, que se emite en Gran Bretaña y los Estados Unidos, se pudo ver cómo la gigantesca serpiente se enroscaba alrededor del cuerpo del “Indiana Jones’ ambientalista” (como se identifica a sí mismo), que estaba vestido con un traje especial y untado de sangre animal para atraer la atención de la anaconda de seis metros. El ofidio abría entonces sus mandíbulas y comenzaba a tragarlo desde su cabeza.

Para decepción de muchos televidentes, que llaman a Rosolie el “Hitler de los animales”, la anaconda no pudo completar su almuerzo porque el conservacionista rápidamente pidió que su equipo lo rescatara. La constricción de la serpiente fue demasiado para el hombre apenas comenzó. Sus compañeros evitaron a tiempo que su atacante le provocara lesiones.

“No siento mis brazos, esto se va romper”, grita Rosolie a los integrantes de su equipo, en referencia al traje protector que llevaba colocado. Y luego repite su pedido de auxilio: “¡Los estoy llamando! ¡Necesito ayuda!”.

La semana pasada, Rosolie dió una entrevista a la revista Entertainment Weekly donde contó la riesgosa prueba que llevó a cabo: “Ella me clavó en la cara, y lo último que vi fue su boca abierta antes de que todo se volviera negro. Y entonces ella me envolvió y sentí que el traje se agrietaba y mis brazos quedaban fuera de su órbita. Fue absolutamente aterrador”, agregó.

El “Hitler de los animales” sue fuertemente criticado por activistas de derechos de los animales. Cuestionado sobre el bienestar de la serpiente, Rosoli insistió en que el ofidio está “vivo y bien”, según publica el periódico The Independent.

Acá, el video :

COMENTARIOS