Política

Las aventuras del hijo de Firmenich

Fundó e impulsó en España las filiales de dos de los movimientos argentinos más vinculados al kirchnerismo: La Cámpora y el Movimiento Evita

lunes 1 de diciembre de 2014 - 8:03 am

Facundo Firmenich es especialista en Economía Política, y asesora a la formación política Podemos, en España. Pero además, también colabora con el Movimiento Evita de Argentina y con los gobiernos bolivarianos latinoamericanos.

El hijo de Mario Firmenich nació en Río de Janeiro hace 30 años, pero desde los 13 vive en Vilanova I Lageltrú, una localidad costera ubicada a 45 kilómetros al sur de Barcelona, en España.

Hace algunos años, el joven abandonó la carrera de Filosofía, en la Universidad de Barcelona (UB), y empezó la de Económicas, en la misma casa de estudios.

“Tomé esa decisión porque creo que la economía es una herramienta central de la política, con la que se puede trabajar en pos del bien común de las personas”, explicó, según lo consignado por el portal TotalNews.

Firmenich opera bajo un muy bajo perfil, tanto que, si bien no se encuentra orgánicamente integrado a Podemos (formación política primera en intención de voto directo en España, por sobre los partidos mayoritarios tradicionales PP y PSOE), es uno de los colaboradores más cercanos del equipo de Pablo Iglesias, su líder.

Se dedica, específicamente, a la investigación de la Economía Política. Y su aporte a Podemos se vincula con dos dimensiones: por un lado colabora en el ámbito de las relaciones internacionales, y, por otro aporta al ala económica-técnica, es decir, en asuntos de política social y económica en el marco de la Unión Europea.

En los últimos cuatro años, Facundo fundó e impulsó en España las filiales de dos de los movimientos argentinos más vinculados al gobierno de Cristina Fernández de Kirchner: La Cámpora y el Movimiento Evita.

También, a comienzos de 2011 organizó en Barcelona La Cámpora 25 (considerando a España como la provincia argentina número 25), como el brazo ibérico de la organización liderada por Máximo Kirchner.

 

COMENTARIOS