Seguinos en nuestras redes

Política

El abrazo entre Wado de Pedro y un procesado por la efedrina

Miguel Zacarías trabaja en el PAMI de Santa Cruz y junto a sus dos hermanos se encuentra procesados. Se cruzó con el diputado K en un acto de Día de la Lealtad y no dudó en pedirle una foto

Miguel Zacarías, junto a sus tres hermanos está investigado en la causa por la importación irregular de efedrina, un precursor químico usado para fabricar drogas ilegales. Vive en Río Gallegos, un refugio de muchos kirchneristas que debieron irse por la puerta de atrás del proyecto. El lunes pasado, Zacarías se mostró en un acto del Día del Militante, donde se fotografió junto al diputado nacional y líder de La Cámpora, Eduardo “Wado” de Pedro.

La foto la publicó el periodista Héctor Barabino y Zacarías consiguió la imagen tras insistir largamente, lo cual da cuenta de la “soledad política” que vive el ex funcionario recientemente convocado a indagatoria por la jueza María Servini de Cubría en la causa que investiga la importación de cuarenta toneladas de efedrina.

Zacarías llegó cerca de las 20 a la Unidad Básica de la calle Corrientes donde se hizo el acto cuyo orador principal fue el ministro del Interior, Florencio Randazzo. Cuando Randazzo y De Pedro llegaron a la capital santacruceña a bordo del Tango 10, Zacarías buscó por todos los medios acercarse a ellos.

Los dirigentes K locales, atentos a las cámaras de los medios, evitaron quedar cerca al denunciado ex secretario de José Granero, pero de Pedro no logró escapar de la insistencia de Zacarías y con el tradicional saludo en “V” posaron juntos para una foto. Hubo un par de chistes posteriores, y después de que Randazzo y De Pedro se subieran al auto para ir a una reunión con Máximo Kirchner, Zacarías se retiró.

Zacarías trabaja en el PAMI de Santa Cruz, donde ingresó en agosto de 1992 y conoció a Granero. En 2004, desembarcaron juntos en la Sedronar. El ex secretario privado de Granero tenía a dos hermanos trabajando en la Secretaría de Ceremonial y Protocolo de Presidencia: Rubén Zacarías, de estrecha relación con el ex presidente Néstor Kirchner, y Luis, un funcionario cercano a la jefa del Estado.

En la causa, la jueza Servini de Cubría investiga “más de treinta llamadas” de la Presidencia de la Nación, la Casa Militar y el PAMI, según publicó Clarín. Miguel Zacarías recibió tres llamados de la Casa Rosada en noviembre de 2005, mientras “tramitaba un expediente para importar 500 kilos de efedrina”. Luego, el 15 de enero de 2008, Guillermo Manfredi, de Farmacéuticos Argentinos SA, solicitó autorización en la Sedronar “para importar 2000 kilos de efedrina.” Ese día, Miguel Zacarías atendió llamados de la Casa Militar y de Presidencia.

Granero está procesado como partícipe en el tráfico de efedrina. La diputadA Elisa Carrió pidió que se investigue el desvío de casi 41 toneladas de la sustancia enviada de contrabando a carteles mexicanos y utilizada para la producción de metanfetaminas.

Miguel Zacarías está a punto de ser llamado a indagatoria por la jueza María Servini de Cubría junto a su hermano Máximo, acusado de gestionar un certificado para importar 1000 kilos de efedrina. Al ex secretario privado de José Granero, la jueza lo quiere interrogar porque tiene más de cien llamados a la Rosada (donde trabajan sus otros dos hermanos, Rubén y Luis) luego de que se aprobaban grandes cargamentos de efedrina.

También fue denunciado por la supuesta compra de ambulancias para una empresa privada, algo que tiene prohibido por ser empleado del PAMI. Por ese mismo motivo, su hermano Máximo ya fue echado de la obra social de los jubilados.

Política Internacional

Avión venezolano-iraní: el Gobierno recibió dos alertas antes de que aterrizara

Uno de esos avisos fue escuchado en persona por el propio presidente Alberto Fernández cuando encabezaba la comitiva argentina que participó de la Cumbre de las Américas, en Los Ángeles

La justicia federal continúa investigando a los 19 tripulantes de un avión venezolano-iraní retenido en el Aeropuerto de Ezeiza, en medio de sospechas de que participaba en actos de inteligencia y terrorismo internacional en los países de la región.

Según detalla el diario Clarín, el Gobierno Nacional recibió al menos dos alertas diferentes donde se informaba que un avión iraní-venezolano volaba por la región, se anticipaba que aterrizaría en la Argentina, y se destacaba que entre su tripulación mixta, entre persas y caribeños, se podían encontrar vínculos con el terrorismo islámico.

De acuerdo al periodista Nicolás Wiñazki, uno de esos avisos fue escuchado en persona por el propio presidente Alberto Fernández cuando encabezaba la comitiva argentina que participó de la Cumbre de las Américas, en Los Ángeles.

El Jefe de Estado tuvo en los Estados Unidos decenas de diálogos con funcionarios norteamericanos. También estaba allí su par paraguayo, Mario Abdo Benítez, tal vez el mandatario más confiable para el Departamento de Estado en la región. Lo mismo para Israel.

El delegado de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) en ese país, un agente cuyo nombre se resguardará por el secreto de inteligencia, elevó a sus superiores especificaciones sobre un avión iraní que era hasta ese momento una sombra.

Guaidó sobre el avión venezolano-iraní: “Maduro tiene vínculos terroristas y usa aviones iraníes para lavar dinero”

Todo ocurrió al poco tiempo que el gobierno de Abdo Benítez recibiera documentación desde los Estados Unidos e Israel donde se ratificaban del peor modo las sospechas más lógicas sobre esa nave y su gente.

Continuar leyendo

Política

Tras el reclamo por la soberanía de las Malvinas, Alberto Fernández se reunirá con Boris Johnson

El presidente argentino mantendrá un encuentro este lunes con el primer ministro británico, en el marco de la cumbre del G7 inaugurada este domingo en Munich, sur de Alemania. La cita fue pautada a ultimo momento por la cancillería local.

El presidente Alberto Fernández llegó este domingo a Múnich, Alemania, para participar como invitado en la cumbre del G7, acompañado por el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa; el canciller Santiago Cafiero; el secretario general de la Presidencia, Julio Vitobello; la secretaria Legal y Técnica, Vilma Ibarra; el secretario de Asuntos Estratégicos, Gustavo Beliz; y la portavoz de la Presidencia, Gabriela Cerruti.

El presidente Alberto Fernández, junto al titular de la Cámara de Diputados Sergio Massa y el canciller Santiago Cafiero durante el vuelo a Alemania (Foto: NA).

La agenda presidencial será intensa, durante el viaje. El representante argentino se trasladará el lunes en helicóptero desde Múnich hasta el castillo de Elmau, donde mantendrá una reunión bilateral con Scholz, otra con la presidenta de la Comisión Europea, Ursula Von Der Leyen y participará de dos reuniones plenarias del G7, además de un almuerzo de trabajo y una cena ofrecida por el canciller alemán con todos los jefes de Estados presentes.

Pero, a último momento, la delegación argentina sumó dos reuniones bilaterales para Alberto Fernández, de 15 minutos cada una, para mañana: con los primeros ministros de Reino Unido, Boris Johnson, y de Italia, Mario Draghi.

“El mano a mano con Johnson tendrá lugar este lunes a las 17.45 (12.45 hora argentina) y está prevista que sea a agenda abierta y se extienda por quince minutos”, dijeron fuentes oficiales a la agencia NA.

La bilateral se dará en momentos en que la Argentina viene de volver a reclamar días atrás ante el Comité de Descolonización de Naciones Unidas en Nueva York por la soberanía de las Islas Malvinas, la disputa histórica con el Reino Unido. Además, se espera que la cuestión Malvinas también esté presente en el discurso que Fernández brinde en el plenario del foro.

Continuar leyendo

Política

Sobran pesos, no dólares, candidatos sensaciones y reelección de Kicillof

“No conozco un solo empresario que le vaya mal en este momento en la Argentina”, dijo un hombre de negocios en una cena donde además de políticos, economistas y consultores, también había empresarios.

Semejante optimismo fue casi un acto reflejo a un cúmulo de desazón sobre la situación del país que minutos antes habían volcado sobre la mesa otros comensales.

Sin embargo, el optimismo también tenía matices. Y el retruco no tardó en llegar. Es que los empresarios reconocieron que están ganando muchos pesos pero la crítica es que conviven con una incertidumbre tan grande que los aleja de la inversión“Y no hay nada peor para un empresario que no poder invertir cuando gana plata”. La frase no deja de ser otro de los reflejos de lo que se vive en un país donde se ganan muchos pesos que no necesariamente se traducen en muchos dólares. La situación también se ve en las empresas de consumo masivo, dónde la caída del consumo se nota y mucho en el conurbano.

Pero la falta de confianza no sólo tiene que ver con cómo está la economía, sino la caída de la imagen del GobiernoAl mismo tiempo tampoco está tan claro cuáles serán los referentes de la oposición.

Hay voces que aseguran que hay cuatro posibles candidatos que generan “sensaciones”, aunque esas “sensaciones” no terminen de convertir a alguno de ellos en el próximo Presidente. ¿Y quiénes son esos candidatos sensaciones? Según un prestigioso consultor, el selecto grupo lo componen Cristina Fernández de Kirchner; Patricia Bullrich; Javier Milei y Facundo Manes.

¿Y Mauricio Macri? ¿Y Horacio Rodríguez LarretaLos dos tienen, según la misma fuente, posibilidades de ser Presidente, hasta quizá, mucho más que alguno de los cuatro anteriores, pero ninguno genera “sensaciones”.

De lo que no se habla es de lo que va a pasar en la provincia de Buenos Aires, dónde el gobernador, Axel Kicillof, encamina todos los cañones a la reelección.

Lo que si preocupa es que quien se consagre Presidente va a tener que lidiar con una economía compleja, dónde faltan inversionessobran pesos y faltan dólarescon reservas que no engordan lo suficiente, con un riesgo país que crece, con los bonos por el piso y con un contexto internacional que puede entrar en una suerte de estanflación. La única a favor sin discusión son los precios de las commodities que se exportan. A ese panorama sombrío, dónde la soja, el maíz y el trigo ayudan pero no salvan, se suman los problemas internos de un país que parece estar en constante tensión. Ejemplos sobran pero tal vez el freno del gasoducto. que cuando se construya podrá traer el gas de Vaca Muerta, es la síntesis perfecta de un Estado que parece tener los recursos pero que también cuenta con una gran capacidad de lapidar las oportunidades.

Columna publicada originalmente en El Cronista

Continuar leyendo

TE PUEDE INTERESAR