Internacionales

Chicas occidentales, la nueva meta de las garras del jihadismo

Las jóvenes representan una especie de premio para los combatientes que quieren casarse

viernes 24 de octubre de 2014 - 8:20 am

Si bien los gobiernos europeos hasta hace poco estaban más concentrados en el movimiento de hombres jóvenes que se unían a las filas del grupo extremista Estado Islámico (EI) y a otros grupos, una nueva problemática empieza a alertar a la región.

Ocurre que muchas adolescentes concurren a Siria con promesas de realizar trabajo humanitario. Pero cuando llegan descubren su verdadero destino: matrimonios forzados con un combatiente, adherencia estricta a la ley islámica, una vida vigilada y poca esperanza de volver a ver a sus familias.

Representando el diez por ciento de todos los viajes hacia áreas que están en manos de islamistas, de acuerdo a funcionarios gubernamentales y expertos en terrorismo, las mujeres jóvenes representan una especie de premio para los combatientes que quieren casarse.

Según lo pblicado por el diario La Nación, muchas veces las adolescentes occidentales son buscadas por mujeres que actúan como reclutadoras y que viven en Europa y las convencen de hacer trabajo de caridad en áreas asoladas por la guerra.

Otras requieren menos trabajo, ya que se muestran ansiosas de asumir un papel en lo que perciben como una Jihad o guerra santa.

COMENTARIOS