Sociedad

Sancionaron a una docente por decir en Facebook que su colegio bajó el nivel de exigencia

Según la denuncia de la docente, el Ministerio de Educación misionero habría ordenado a las autoridades escolares de la provincia que faciliten la promoción de alumnos

jueves 9 de octubre de 2014 - 11:11 am

Una docente de la localidad misionera de Oberá fue sancionada por haber criticado una decisión de las autoridades de la escuela que baja el nivel de exigencia para la aprobación de una materia, informaron hoy directivos del establecimiento.

El incidente se profundizó porque la docente, Zulma Araujo, además de cuestionar personalmente la medida, hizo públicas sus objeciones a través de la red social Facebook. Esta actitud contradijo una resolución del Ministerio de Educación provincial que establece que “no les está permitido a los profesores censurar en el establecimiento o fuera de él disposiciones de la superioridad o adoptar actitudes personales que afecten la disciplina del personal o el prestigio del establecimiento”. [pullquote position=”right”]Sancionaron a una docente por decir en Facebook que su colegio bajó el nivel de exigencia[/pullquote]

Al parecer, el Ministerio de Educación misionero habría ordenado a las autoridades escolares de la provincia que faciliten la promoción de alumnos, inclusive mediante la eliminación de los aplazo, con la idea de mejorar los índices de repitencia.

En ese marco, la directora de la escuela, el Centro Educativo Polimodal (CEP) 18 de Oberá, Cecilia Almirón, dispuso que los alumnos que adeudaran Lengua, aprobarían con la sola presentación de un trabajo práctico.

En declaraciones al diario local El Territorio, la docente admitió que, frente a esa situación, había escrito en Facebook: “Alumno: el sistema escolar quiere que apruebes; yo quiero que aprendas”. Añadió en su muro de la red social que sentía “impotencia”, ya que en el “CEP 18 se plantea un trabajo práctico para aprobar a los alumnos que adeudan la materia. Estas cosas son apañadas por la directora y la supervisora, que aluden a que están bajo un reglamento” del Ministerio de Educación.

Además, remarcó que “lo peor es que hay docentes que con tal de quedar bien no se animan a decir no”. Los dichos de la docente derivaron en la sanción interna, contemplada en la resolución 813/85 del denominado Reglamento para Establecimientos de Nivel Medio, que rige en Misiones, y prohíbe criticar a las autoridades.

Al conocer la medida, Araujo dijo que apelará porque la sanción incide en su legajo y remarcó que “en democracia nadie puede censurar una opinión, menos cuando no se le falta el respeto a nadie”. “Conmigo quieren sentar un precedente grave, pero no voy a permitir que avasallen mis derechos”, manifestó.

Asimismo, reiteró sus críticas al polémico sistema de evaluación porque “no brinda garantías de que el alumno aprenda los conocimientos exigidos”. Además, consideró que “nadie puede imponer un sistema de evaluación al docente que está al frente de la clase”.

En la actualidad “se habla mucho de la inclusión, pero en la inclusión debe haber parte de exigencia del docente y de la institución”, opinó.

COMENTARIOS