Seguinos en nuestras redes

Latinoamérica

Lacalle Pou cuestionó a Milei en la cumbre del Mercosur: “Todos los presidentes deberían estar aquí”

En la cumbre del Mercosur, el mandatario uruguayo destacó la importancia de la presencia de todos los jefes de Estado en estos encuentros. Mientras tanto, la canciller Diana Mondino representó a Argentina en la reunión.

En una cumbre del Mercosur marcada por tensiones diplomáticas, el presidente de Uruguay, Luis Lacalle Pou, lanzó una contundente crítica al mandatario argentino, Javier Milei, por su ausencia en el plenario de jefes de Estado que se llevó a cabo este lunes en Asunción, Paraguay.

La falta de presencia del jefe de Estado argentino fue un tema central del discurso de su par uruguayo, quien afirmó que “todos los presidentes deberían estar aquí”.

“No solo importa el mensaje, es muy importante el mensajero”, subrayó el presidente vecino, al referirse a la relevancia de que los líderes de los países miembros participen personalmente en estas reuniones clave para el bloque regional.

El conflicto se intensificó debido a que Javier Milei eligió asistir a una conferencia conservadora en Camboriú, Brasil, organizada por el expresidente Jair Bolsonaro y su hijo Eduardo Bolsonaro. Este evento, al que Milei viajó el sábado, se presentó como una oportunidad para estrechar lazos con líderes de la derecha regional, en lugar de participar en la cumbre del Mercosur.

Santiago Peña, el presidente anfitrión de Paraguay, también mencionó la ausencia de Milei, aunque su comentario fue más diplomático. “No pude conseguir que viniera el presidente Milei”, dijo Peña, añadiendo que respetaba los diversos procesos políticos de los países miembros.

Lacalle Pou y su defensa de la democracia

Durante su intervención en el plenario, Lacalle Pou también abordó el tema de la valoración de la democracia y la solidaridad con los procesos democráticos en los países de la región. “La alteración del orden institucional no importa contra quién sea, si es electo democráticamente. No podemos tener visiones sesgadas según ese gobierno sea más o menos afín a nuestro pensamiento”, argumentó el presidente uruguayo, reflejando una postura firme en favor del respeto a los principios democráticos.

En lugar de Milei, Diana Mondino, la canciller argentina, representó al país en la cumbre. Mondino adoptó una postura conservadora similar a la que había mostrado en la Asamblea General de la OEA. En esta ocasión, Argentina se negó a suscribir documentos sobre diversidad de género, el embargo a Cuba, y un texto que defendía la democracia ante el levantamiento militar en Bolivia.

TE PUEDE INTERESAR