Seguinos en nuestras redes

Judiciales

Caso Báez Sosa: Casación confirmó las condenas a los ocho rugbiers

El Tribunal de segunda instancia ratificó la pena de prisión perpetua para cinco de ellos y la condena a 15 años de cárcel para los restantes tres.

La Cámara de Casación bonaerense confirmó las condenas a los rugbiers responsables del asesinato a Fernando Báez Sosa el 18 de enero de 2020 en Villa Gesell.

Luego de la condena a prisión perpetua que recibieron cinco de ellos y la sentencia a 15 años de cárcel que determinaron los jueces para los tres restantes el pasado 6 de febrero, un nuevo tribunal, de segunda instancia, revisó el fallo y mantuvo el monto de las penas. A su vez, los magistrados corrigieron la calificación impuesta ya que consideraron que los asesinos no actuaron con alevosía.

Los jueces de la Sala II –Fernando Mancini y María Florencia Budiño– ratificaron que el homicidio de Fernando se cometió con premeditación, con el concurso de dos o más personas, tal como prescribe el artículo 80 del Código Penal de la Nación.

Fernando fue asesinado frente a la discoteca Le Brique en la ciudad balnearia, luego de mantener una discusión con sus atacantes en el interior del boliche. El caso generó una profunda conmoción pública en el inicio del 2020. Tres años después, en febrero de 2023, el Tribunal Oral en lo Criminal N°1 de Dolores había impuesto las condenas que hoy quedaron firmes.

Máximo Thomsen, Ciro Pertossi, Enzo Comelli, Matías Benicelli y Luciano Pertossi fueron condenados a prisión perpetua. En tanto, Ayrton Viollaz, Blas Cinalli y Lucas Pertossi recibieron penas de 15 años de cárcel como partícipes secundarios.

Le rompí toda la jeta, se la llené de sangre: los dichos de uno de los rugbiers tras atacar a Fernando Báez Sosa

En relación a la alevosía por la que habían sido condenados los atacantes, los jueces de Casación consideraron que no estaban probadas las exigencias de la norma penal. “Si bien en términos coloquiales la descripción del hecho pareciera mostrar que fue alevoso, en términos técnicos el Código Penal exige algunas circunstancias que no se probaron por lo que se quitó esa agravante”, detallaron desde el tribunal. No obstante, como se mantuvo la premeditación, no corresponde una alteración en la pena.

La siguiente instancia judicial es la Suprema Corte de Justicia de la Provincia de Buenos Aires, que tendrá que pronunciarse en la medida en que las partes presenten recursos extraordinarios, lo que se entiende que harán pues ninguno obtuvo el resultado que pretendido. Los interesados en recurrir a esa instancia tienen 10 días para hacerlo.

El tribunal aseguró que en el juicio oral de primera instancia quedó acreditado que luego del incidente que protagonizaron los acusados y las víctimas en el interior del boliche, Báez Sosa se dirigió a una heladería en la vereda de enfrente, y los acusados, reunidos, esperaron que un móvil policial que estaba allí se retirara para poner en marcha su plan criminal.

TE PUEDE INTERESAR