Seguinos en nuestras redes

Sociedad

Tras suspender subsidios a empresas de colectivos, Transporte ratificó la suba del boleto en abril

El valor de las tarifas en trenes y micros será diferenciado para aquellos usuarios que tengan registrada la tarjeta SUBE. Mientras tanto escala el conflicto por las paritarias y la UTA amenaza con un nuevo paro.

En el marco de la actualización de tarifas de acuerdo a la inflación que determinó el Gobierno respecto a las tarifas de colectivos y trenes en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), a partir de abril el boleto trepará en un 60% para aquellos usuarios que no tengan registrada a su nombre la tarjeta SUBE.

Por lo que el boleto mínimo de colectivos para estos pasajeros pasará de $270 a 430 pesos. Mientras que el primer tramo del pasaje de trenes pasará al doble, de $130 a 260 pesos, a partir del próximo mes.

La escalada progresiva en el precio de los pasajes en el territorio del AMBA forma parte de la decisión del área de Transporte que conduce Franco Mogetta y que está bajo la órbita del ministerio de Capital Humano, de aplicar una fórmula de actualización bimestral a partir de la variación del Índice de Precios al Consumidor (IPC) que publica el INDEC.


Con el descenso del índice de febrero a 13,5%, en comparación con enero que rondó el 20,4% de inflación, para este periodo la suba de los boletos debería ser del 30%, sin embargo desde la secretaria indicaron que “no hay aumentos previstos” por ahora.

Por otra parte, las empresas de colectivos del AMBA reclaman el pago de una deuda de 50.278 millones de pesos en subsidios correspondientes al primer bimestre del año y que el gobierno de Javier Milei no pagó como parte del ajuste fiscal que lleva adelante en todas las áreas del Estado.

El Gobierno dejará de subsidiar 1637 colectivos por “graves irregularidades” en el manejo de los fondos

Lo que desató la furia de los empresarios del sector que sostienen que con las subas del pasaje que aplicó la gestión libertaria solo cubren el 50% del costo de cada unidad y necesitan que el boleto esté arriba de los mil pesos.

En ese contexto desde el gremio de la UTA amenazan con nuevos paros de colectivos por la falta de acuerdo paritario que equipare los sueldos de los choferes con la inflación y que Transporte aun no logro resolver. Así que hay varios frentes abiertos para el oficialismo en cuanto al tema de los boletos y en el medio los pasajeros que sufren los aumentos y las pésimas condiciones en las que se viaja sobretodo en el conurbano bonaerense.

 

 

 

 

TE PUEDE INTERESAR