Seguinos en nuestras redes

Salud

La relación entre las canas prematuras y el estrés, según la ciencia

Qué dice Harvard respecto a la aparición del pelo grisáceo

Las situaciones estresantes y la genética también tienen incidencia en la aparición de las canas, más allá de los años. La genética juega un papel fundamental, ya que la predisposición al pelo gris se hereda de padres a hijos y algunos factores como la edad, la raza o la exposición a la luz solar también pueden influir.

De todas maneras, en su mayoría, el encanecimiento no está relacionado con el estrés, tal y como popularmente se atribuye, sino que las causas pueden ser variadas. En ese sentido, Robert. Shmerling, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard estudió la relación entre ese trastorno y el cabello blanco.

El académico explica que, en realidad, no se vuelve gris en absoluto. “Una vez que un folículo piloso produce cabello, se fija el color. Si un solo mechón comienza siendo castaño o rojo, negro o rubio, nunca cambiará de color de manera natural, a menos que la persona se tiña”, dijo.

Los folículos pilosos producen menos color a medida que uno envejece, por lo que cuando el pelo pasa por su ciclo natural, es más probable que crezcan canas después de los 35 años. Aunque estamos acostumbrados a relacionar la aparición de las canas con el estrés, esto no es así.

Lo que sí provoca el estrés es que el pelo se caiga hasta tres veces más rápido de lo normal, pero, aun así, esto no provoca la calvicie. Lo que pasa es que, a partir de los 35 años en adelante, la regeneración del cabello provocará que este pierda su pigmentación, convirtiéndose en un tono grisáceo. Este proceso es conocido como efluvio telógeno.

La aparición de canas también puede estar asociada a ciertas enfermedades o deficiencias, sobre todo si pasa a una edad muy temprana. El pelo gris no es un indicador clave de la edad, sino de la falta de ciertas vitaminas y presencia de algunas patologías, según Harvard. Si bien el estrés puede formar parte de cierto proceso para la aparición de canas, su influencia es mínima, y en algunos casos las enfermedades o las deficiencias son las que las causan con mayor frecuencia.

Fuente: Con Bienestar

TE PUEDE INTERESAR