Seguinos en nuestras redes

Deportes

Fernando Brandán le respondió a Gorosito: “Si él se maneja de esa manera por algo es”

El futbolista del Funebrero que fue agredido en la cancha de Arsenal se refirió a las palabras del DT de Tigre

Fernando Brandán, jugador de Chacarita y víctima del botellazo que ayer desató el escándalo en el partido de Copa Argentina ante Tigre, rompió el silencio y apuntó contra Pipo Gorosito, DT del Matador quien manifestó que fue el propio jugador quien buscó que la botella arrojada desde la platea lo golpeara.

Primero, el volante contó lo que le pasó por recibir el golpe. “Tengo una inflamación dentro del ojo, producto del golpe. Tengo para tres o cuatro días de reposo, con tratamiento y una nueva consulta el lunes a ver si evoluciona. Estoy bastante molesto por el ojo”, puntualizó.

En esa misma línea el jugador de Chaca contó que durante el tumultó observó a las tribunas y pudo apreciar a varias personas que empezaron a tirar algunos objetos.

“Intento agachar la cabeza y me da en el frente, pero la parte de abajo de la botella me da en la pelotita del ojo. En el pómulo no tengo hinchado, yo sentí el impacto en el ojo. En el momento me costaba abrir el ojo, es como si te metieran un dedo muy fuerte en el ojo”, añadió.

Por último, el jugador se defendió de los dichos de Pipo Gorosito, que dijo que el propio Brandán fue quien buscó el contacto con la botella.

Es tristísimo, me duele en el alma que digan esas cosas. Antes que nada yo hubiera ido a ver cómo está, y lo primero que dijo fue esa barbaridad. Soy un amante y un apasionado del fútbol, y lo que menos voy a querer hacer es ir a poner mi integridad física por nada, porque no me da ventaja ni me suma para nada, al contrario”, remarcó.

“Si él se maneja de esa manera por algo es. Yo camino por el lado correcto y con la cabeza levantada, jamás voy a hablar de un colega, y si tengo que hablar algo, es cara a cara. Si Gorosito viene a mi casa a pedirle disculpas a mi familia, lo puedo perdonar. Ayer llegue a mi casa y mi hija me preguntó, ‘papi, ¿por qué cabeceaste una botella?”, concluyó.

TE PUEDE INTERESAR