Seguinos en nuestras redes

Política

Ley Ómnibus: el oficialismo asegura que llegó a un acuerdo con la oposición dialoguista

El Gobierno presenta una contraoferta aceptando modificaciones en el proyecto, pero mantiene firmeza en las retenciones.

El Gobierno envió una contraoferta a los gobernadores, aceptando nuevas modificaciones, pero rechazando ceder en el tema de las retenciones. De acuerdo con fuentes del oficialismo, se logró un acuerdo con la oposición dialoguista y se avanzaría con un dictamen.

Desde las 16, legisladores de diferentes partidos como PRO, Hacemos Coalición Federal, UCR e Innovación Federal se movilizan entre idas y vueltas en busca de consensos en la oficina del presidente Martín Menem. Sin embargo, las bancadas opositoras muestran divisiones internas. Según trascendió, la Coalición Cívica, por ejemplo, decidió firmar un dictamen propio oponiéndose a puntos como las facultades delegadas, la actualización jubilatoria y la liquidación del Fondo de Garantía de Sustentabilidad.

De hecho, al inicio de la tarde de este martes, emisarios de esos bloques pedían que se postergue la firma del dictamen para llegar a un acuerdo, pero solo se postergó dos horas y media. 

A pesar de las tensiones, desde la Presidencia de Diputados anuncian que se alcanzó un acuerdo, reprogramando el plenario para las 20.30h de este martes. 

En este tiempo, se buscan acuerdos en puntos solicitados por los gobernadores y desde la Casa Rosada se aceptaron cinco: incluir un punto exigiendo que se cumpla el fallo de la Corte Suprema sobre la coparticipación de la Ciudad; que el blanqueo sea coparticipable; bloquear la eliminación del Fondo Fiduciario para el Desarrollo Provincial (FFDP) y el Fondo Fiduciario Federal de Infraestructura Regional (FFFIR), determinar el salario mínimo docente; y ordenar la liquidación del Fondo de Garantía de Sustentabilidad: que antes de que pase al Tesoro, se haga una determinación de pago de los juicios de jubilados (hay cerca de 300 mil) y que se salden las deudas con las provincias.

Sin embargo, temas cruciales como jubilaciones y privatizaciones aún generan controversia, ya que el Gobierno acepta ajustes por IPC a partir de abril, pero la oposición reclama un empalme que compense las pérdidas contra la inflación. En caso de acuerdo, la firma sería en disidencia, dejando la posibilidad de negociar y agregar cambios hasta la votación en el recinto.

Los diálogos contrarreloj se intensifican, ya que tanto el oficialismo como la oposición buscan evitar que el Frente de Todos obtenga el dictamen de mayoría, lo que complicaría los planes del Gobierno. La firma de diputados de La Libertad Avanza, PRO, UCR, Hacemos Coalición Federal e Innovación, al menos en disidencia, se vuelve crucial para emitir el dictamen necesario antes de la votación en el recinto.

TE PUEDE INTERESAR