Seguinos en nuestras redes

Tecnología

The Phantom: el guante háptico que permite sentir las texturas y el peso de objetos virtuales

La compañía Afference creó un innovador guante que utiliza estimula las neuronas para permitirle a los usuarios interactuar en entornos digitales de manera realista.

En el marco del evento CES 2024, Afference ha revelado su última creación: “The Phantom”, un guante háptico que busca transformar la interacción con el mundo virtual al proporcionar sensaciones táctiles reales mediante estimulación neuronal 

Contrariamente a otros guantes hápticos convencionales, “The Phantom” se trata de un dispositivo que no ejerce presión física sobre la piel; más bien, envía señales eléctricas a las terminaciones nerviosas de los dedos. Afference describe este proceso como una suerte de “hackeo” de los cables que conectan la piel con el cerebro, permitiendo al cerebro experimentar sensaciones sin una fuente física real.

Con este proceso, bajo la premisa de “habilitar el sentido del tacto para la era de la computación espacial”, la compañía afirma que “el cerebro siente cosas que no existen”. Además, según detallan, las sensaciones se pueden “mover” a través de los dedos y dentro de los propios dedos, proporcionando una experiencia háptica completa.

Publicidad

El guante Phantom es un dispositivo versátil y puede conectarse a una variedad de entornos digitales, desde experiencias de realidad extendida hasta juegos y entretenimiento en 2D. La conectividad se realiza de forma inalámbrica a través de Bluetooth, permitiendo la interacción con dispositivos como visores de realidad virtual, consolas de videojuegos, monitores, móviles y computadoras.

Siguiendo esta línea, el diseño del guante se centra en la comodidad del usuario, permitiendo su uso de manera independiente, similar a accesorios cotidianos como pulseras, relojes o anillos. Su estructura incluye anillos para los dedos, un estimulador neuronal de alta densidad y un tejido que conecta ambos componentes. 

El estimulador neuronal se sitúa en la muñeca rodeándola con una cinta adaptable, por su parte, los anillos se acoplan a los dedos y son los que transmiten las sensaciones. Todo ello está unido por una tela que tapa la parte superior de la mano, dejando libre la palma para poder continuar interactuando con los objetos físicos sin impedimentos.

Publicidad

De esta forma, los usuarios no solo pueden interactuar con el mundo físico sin restricciones, ya sea agarrando objetos reales o moviéndose libremente por el espacio; sino que también pueden visualizar objetos virtuales, sentir sus texturas y experimentar interacciones de manera extremadamente realista.

Publicidad

TE PUEDE INTERESAR